menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Hay protocolo de uso de fuerza en EU por caravana migrante: DHS

COMPARTIR

···
menu-trigger

Hay protocolo de uso de fuerza en EU por caravana migrante: DHS

bulletEdgar Ramírez, agregado del DHS, refirió que cuentan con diversos mecanismos de colaboración en la materia con el gobierno mexicano, con el que trabajan de forma conjunta en la frontera.

Magali Juárez
29/10/2018
Grupo de migrantes varado desde hace tres días a mitad del Puente Internacional Santa Fe, Chihuahua.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El gobierno de Estados Unidos tiene preparado el protocolo para el uso de fuerza en caso de que sea necesario aplicarlo ante una incursión violenta por parte de los integrantes de la caravana de migrantes centroamericanos.

Así lo aseguró Edgar Ramírez, agregado del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos (DHS, por sus siglas en inglés) en México, quien indicó que aunque esperan que los migrantes no intenten entrar por la fuerza a territorio estadounidense, están preparados para aplicar el protocolo para el uso de fuerza.

Entrevistado por representantes de los medios de comunicación en la Embajada de Estados Unidos, incluso refirió que cuentan con diversos mecanismos de colaboración en la materia con el gobierno mexicano, con el que trabajan de forma conjunta en la frontera.

“Tenemos protocolos de uso de fuerza, que nos son nada nuevo y que no van a cambiar por el hecho de que llegue un migrante, que no llegue ninguno o que llegue un grupo grande. Por cierto, tenemos mecanismos con el gobierno de México, por medio de los cuales hemos compartido exactamente cuáles son los detalles de nuestro uso de fuerza y la de México, porque trabajamos de forma conjunta en la frontera, pero esos protocolos para la forma en que usamos la fuerza no han cambiado y no van a cambiar por esto”, explicó.

Además, señaló que sus oficiales tienen una capacitación específica sobre la forma en que deben usar la fuerza, en qué momento y de qué forma “y ese protocolo será lo que se aplique”.

Ramírez confirmó que el gobierno del presidente Donald Trump prevé reforzar la frontera con más elementos del Departamento de la Defensa e incluso refirió que desde hace meses ya cuentan con elementos de la Guardia Nacional trabajando en la zona fronteriza con México, por lo que indicó que en los próximos días la administración estadounidense dará más detalles sobre el envío de elementos a esta región.

Cuestionado sobre la información con la que cuenta Estados Unidos respecto a que en la caravana migrante viajan personas con vínculos delincuenciales, indicó que sí tienen datos que confirman que algunos de los que forman parte de este grupo tienen “antecedentes penales importantes y también con afiliación a pandillas”; sin embargo, respecto a si portan armas, reconoció que sólo se han informado a través de terceras personas: “Sobre eso no tenemos nosotros información específica donde pueda dar nombre y apellido”.

El agregado del DHS en México expresó que reprueban cualquier tipo de incidente que involucre actos de violencia, como el que se registró el domingo, en el que perdió la vida uno de los migrantes que viajaba en la caravana, pero reconoció que en este tipo de grupos se incrementan las posibilidades de que surja algún tipo de problema que se salga de control.

Anotó que el gobierno estadounidense considera no sólo reforzar la frontera, sino las instalaciones, particularmente en sus garitas, donde se asignará un mayor número de oficiales por parte de CBP (Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza) y de ICE (Inmigración y Control de Aduanas).

Comentó que ya sostuvo encuentros con grupos de migrantes que viajan en la caravana, a los cuales les dejó claro que la única vía de ingreso a Estados Unidos es legalmente, por lo que tendrán que hacerlo a través de las garitas, donde podrán solicitar refugio.

Sin embargo, aclaró que el proceso puede ser muy tardado, porque la prioridad de las garitas no es atenderlos, sino procesar el comercio y el ingreso legal de personas, y subrayó que no existen garantías de que se les otorguen los permisos.

Ramírez aseguró que Estados Unidos también cuenta con la capacidad para incrementar el número de centros de detención para migrantes.

Respecto a los programas de trabajo y apoyo anunciados por el gobierno mexicano para los migrantes centroamericanos, reconoció los esfuerzos que realiza México para atenderlos y descartó que les preocupe que las ofertas de visa de trabajo puedan atraer a más migrantes.