Excolaborador de Trump se declara culpable en 'Rusiagate'
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Excolaborador de Trump se declara culpable en 'Rusiagate'

COMPARTIR

···
menu-trigger

Excolaborador de Trump se declara culpable en 'Rusiagate'

bulletRick Gates se declaró culpable de conspiración y de mentir en la investigación sobre la posible injerencia de Rusia en elecciones de EU.

AP
23/02/2018
Actualización 23/02/2018 - 14:28
Rick Gates es un socio de muchos años de Paul Manafort, exdirector de la campaña de Trump.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

WASHINGTON.- Un excolaborador de la campaña presidencial de Donald Trump se declaró culpable este viernes en la investigación de la injerencia rusa en las elecciones.

Rick Gates se declaró culpable de cargos federales de conspiración y de mentir a las autoridades.

Ello indicaría que Gates está planeando colaborar con la investigación que realiza el fiscal especial Robert Mueller.

Gates es un socio de muchos años de Paul Manafort, exdirector de la campaña de Trump. Manafort, de 68 años, mantiene su inocencia y ha prometido seguir luchando legalmente.

Gates, de 45 años, formuló la declaración en un tribunal federal en Washington. En la víspera, un jurado de instrucción federal en Virginia presentó un acta de 32 puntos contra Gates y Manafort, con acusaciones de evasión impositiva y fraude bancario. Fue el segundo conjunto de acusaciones contra los dos hombres.

Gates es la quinta persona -por lo que se sabe públicamente- que se declara culpable en la investigación sobre presunta colusión entre la campaña de Trump y el Kremlin durante la campaña de 2016. Un vocero de Mueller no respondió a los pedidos de declaraciones.

La semana pasada, otra acta de acusación causó estupor al exponer una amplia operación de injerencia por parte de Rusia, que comenzó en 2014 y empleó cuentas en redes sociales y maniobras políticas en el terreno para promover la campaña de Trump, perjudicar la de Hillary Clinton y sembrar la división y la discordia en el electorado estadounidense.

Gates se había declarado inocente y enfrentaba una pena de hasta 12 años y medio de prisión bajo los cargos de actuar como agente extranjero no registrado y asociarse ilícitamente con Manafort para lavar millones de dólares mientras cabildeaban a favor de un partido político ucraniano prorruso.