menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

'Cautelosamente optimista': principal negociador de China sobre primera fase del acuerdo con EU

COMPARTIR

···
menu-trigger

'Cautelosamente optimista': principal negociador de China sobre primera fase del acuerdo con EU

bulletEl viceprimer ministro chino dijo que confiaba en que la primera fase de un acuerdo con el país vecino del norte podría completarse, pese a las tensiones con Hong-Kong.

Bloomberg I Shawn Donnan
20/11/2019
Actualización 20/11/2019 - 22:19
China
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Liu He, viceprimer ministro de China, dijo que estaba "cautelosamente optimista" sobre alcanzar un acuerdo de fase uno con Estados Unidos, incluso mientras las conversaciones continúan extendiéndose en medio de tensiones sobre Hong Kong y otros asuntos.

El principal negociador comercial chino hizo el comentario en un discurso durante una cena en Beijing, según las personas que asistieron, quienes pidieron no ser identificados.

También explicó los planes de China para reformar las empresas estatales, abrir el sector financiero y hacer cumplir los derechos de propiedad intelectual, cuestiones que son el núcleo de las demandas de Estados Unidos para el cambio en el sistema económico de China.

Tras el discurso, le dijo a uno de los asistentes que estaba "confundido" acerca de las demandas de Estados Unidos, pero que confiaba en que la primera fase de un acuerdo podría completarse.

Desde que el presidente Donald Trump anunció el acuerdo de la fase uno hace un mes, los mercados han sido 'golpeados' por comentarios de ambas partes, primero indicando progreso, y luego lo contrario. Justo el miércoles, Trump dijo que China no estaba "intensificando el nivel que quería".

El índice MSCI Asia-Pacífico se dirige a su mayor caída en casi tres meses y los futuros del S&P 500 cayeron, aunque las medidas disminuyeron después de que Bloomberg publicara noticias de los comentarios de Liu.

Los rendimientos de los bonos redujeron las caídas y el yen recortó las ganancias.

El acuerdo comercial entre Estados Unidos y China avanza poco a poco, ensombrecido por el riesgo de fracaso

Si los esfuerzos para llegar a un acuerdo de fase uno fracasan antes del 15 de diciembre, se cumplirá la amenaza de Trump de imponer aranceles del 15 por ciento a importaciones de China por alrededor de 160 mil millones de dólares.

Otra de las cosas que complican este acuerdo es que se espera que Trump firme la legislación aprobada por el Congreso que apoya a los manifestantes de Hong Kong.

El proyecto de ley, aprobado unánimemente por el Senado el martes, pasó a la Cámara el miércoles y podría presentarse a Trump el jueves.

Una persona familiarizada con el asunto dijo que Trump planea firmar el proyecto de ley.

Liu estaba habló en una cena antes del Foro Nueva Economía. El Foro es organizado por Bloomberg Media Group, una división de Bloomberg LP, la compañía matriz de Bloomberg News.

Durante el foro, el vicepresidente Wang Qishan dijo que el país continuará con los cambios de política a pesar de enfrentar serios desafíos. Dijo que el país continuará dejando que el mercado juegue un "papel decisivo" en la asignación de recursos y se mantenga en el camino del desarrollo pacífico.

“Entre la guerra y la paz, el pueblo chino elige firmemente la paz. La humanidad aprecia la paz ”, dijo Wang en el discurso de apertura. "Deberíamos abandonar el pensamiento de suma cero y la mentalidad de la guerra fría".

Si bien el acuerdo de la fase uno sigue siendo incierto, los expertos en comercio dicen que las fricciones entre las dos economías más grandes del mundo continuarán independientemente de ese resultado.

"Los cambios tácticos pueden reducir las tensiones a corto plazo, pero no resolverán las diferencias fundamentales que ya no se pueden tapar", dijo Charlene Barshefsky, quien negoció la entrada de China en la Organización Mundial del Comercio bajo el presidente Bill Clinton.

“Estamos en un punto de inflexión. Ningún resultado es inevitable, pero dos décadas de gestión cuidadosa de las relaciones entre China y Occidente han seguido su curso ".