Cohetes cerca de la embajada rusa en Siria, provoca una muerte
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Cohetes cerca de la embajada rusa en Siria, provoca una muerte

COMPARTIR

···
Mundo

Cohetes cerca de la embajada rusa en Siria, provoca una muerte

04/06/2013
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
Notimex
 
 
Al menos 5 cohetes de mortero cayeron hoy cerca de la embajada rusa en Damasco, provocando la muerte de 1 persona y heridas a otras 3, entre ellas un miembro de las fuerzas del régimen del presidente de Siria, Bashar al-Assad.
 
"5 proyectiles impactaron en la zona de Al-Adwi de Damasco, algunos de ellos cerca de la representación diplomática rusa", informó el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH), citado por medios internacionales.
 
Según residentes en la zona, los cohetes de mortero cayeron a unos 150 metros del edificio que alberga la embajada rusa en Damasco, que se localiza entre los distritos Al-Adwi y Al-Mazraa.
 
Rusia es un aliado del régimen de al-Assad, que ha estado luchando contra los insurgentes desde que comenzó en marzo de 2011 un levantamiento popular que se convirtió en una guerra civil.
 
Este martes, la oposición siria exigió a Rusia dejar de obstaculizar la intervención internacional en el conflicto en Siria y amenazó con comenzar hostilidades en territorio libanés.
 
La exigencia fue lanzada después de que Rusia bloqueó el sábado pasado la resolución del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas que condenaba al Ejército sirio y a combatientes del Hezbolá, que luchan contra los rebeldes en la ciudad siria de Qusair, en la frontera con Líbano.
 
En una carta al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, el jefe del Consejo Militar del Ejército Libre Sirio (ELS), Salim Idris, lo exhortó a "ejercer presión" sobre el régimen sirio para que cese la ofensiva en Qusair y facilite la llegada de ayuda humanitaria a esa ciudad.
 
Asimismo, Idris advirtió que Hezbolá está ampliando su intervención en Siria y que actualmente está presente en Alepo y en las zonas al oeste y al este de Damasco.
 
"Exigimos extender la presión internacional sobre el gobierno libanés para que tome medidas y retire a Hezbolá del territorio sirio. En caso contrario, nos veremos obligados a transformar nuestra lucha contra el régimen de al-Asssad en un conflicto transfronterizo", dijo.
 
Vladimir Putin
 
Poco antes, el presidente de Rusia, Vladimir Putin, advirtió que una injerencia militar en Siria estaría condenada al fracaso y "causaría irremediablemente graves consecuencias humanitarias".
 
"Cualquier intento de influir en la situación por la fuerza, con una injerencia militar directa, está condenada al fracaso", declaró Putin al término de la cumbre Rusia-Unión Europea (UE) que se celebró en la ciudad rusa de Yekaterimburgo.
 
Asimismo, desmintió que Rusia haya entregado un cargamento de misiles antiaéreos S-300 a Siria, al asegurar que el contrato de adquisición "aún no ha sido ejecutado".
 
La semana pasada se informó que Siria ya había recibido esos sistemas antiáereos, después de que la UE levantó el embargo de armas a la oposición, medida criticada por Rusia en momentos en que trata de organizar una conferencia internacional para resolver el conflicto en ese país.