menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Biden y NRA chocan sobre control de armas

COMPARTIR

···
menu-trigger
Mundo

Biden y NRA chocan sobre control de armas

bullet

11/01/2013
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
 
AP
 
 
Washington.- El gobierno de Estados Unidos prepara propuestas para contener la violencia con las armas de fuego que incluirían prohibir la venta de fusiles de asalto, limitar la distribución de los cargadores de gran capacidad y redoblar la revisión de los antecedentes de posibles compradores, pero enfrenta el rechazo de un poderoso grupo de cabildeo en favor de las armas.
 
 
Al esbozar detalles del plan, el vicepresidente Joe Biden, anunció que entregará al presidente Barack Obama el próximo martes 15 de enero una serie de recomendaciones.
 
 
La Asociación Nacional de Portadores de Armas (NRA por sus siglas en inglés) rechazó la intención de restringir los cargadores de municiones e insistió en oponerse a la prohibición sobre los fusiles de asalto, que Obama ha ofrecido proponer al Congreso.
 
 
Ese grupo advirtió también que ahora acudirá al Congreso para examinar lo que funciona para prevenir la violencia y lo que no.
 
 
"El vicepresidente dejó en claro, dejó explícitamente en claro, que el presidente ya había tomado una decisión sobre esos asuntos. Nosotros dejamos en claro que disentimos con ellos", afirmó el presidente de la NRA, David Keene, después de la reunión.
 
 
Obama puede recurrir a sus facultades ejecutivas para aplicar algunas medidas sobre las armas de fuego, pero sus opciones sobre las propuestas rechazadas por la NRA están limitadas sin la cooperación del Congreso.
 
 
El presidente colocó en la parte principal de su agenda nacional la intención de reducir la violencia con las armas después de que un joven mató el mes pasado a 20 niños y 6 adultos en una escuela de Newtown. Obama puso a Biden al frente de un equipo especial del gobierno para que le entregue propuestas a finales de enero.
 
 
"Me comprometí a que le entregaría esas recomendaciones para el martes. Eso no significa que esto sea el fin de la discusión, pero la población quiere que actúemos", dijo Biden durante un encuentro en la Casa Blanca con organizaciones relacionadas con la caza deportiva y la vida silvestre. 
 
Biden y la NRA 
 
 
El vicepresidente se reunió más tarde en privado más de 90 minutos con la NRA y otros grupos de propietarios de armas. Varios participantes describieron la cita como una discusión abierta y franca, pero que ninguna de las partes cedió en sus posiciones.
 
 
El presidente de la Asociación Independiente de Propietarios de Armas de Fuego, Richard Feldman, dijo que todos estaban de acuerdo en la necesidad de alejar el armamento de los delincuentes y de las personas con problemas mentales. Pero cuando en la conversación se tocó la posibilidad de una mayor restricción en los cargadores de gran capacidad y en los fusiles de asalto, agregó Feldman, Biden insinuó que el presidente ya había tomado la decisión de procurar la prohibición.
 
 
De acuerdo con funcionarios de la Casa Blanca, el vicepresidente no esperaba concesiones de la NRA y otros grupos de portadores de armas sobre los temas clave. Pero el gobierno esperaba suavizar la postura de esas organizaciones a fin de conseguir el apoyo de los legisladores que favorecen las armas.
 
 
Casi el 40% de las ventas de armas en Estados Unidos tiene lugar sin la revisión de antecedentes personales, de acuerdo con el grupo Campaña Brady para Impedir la Violencia con Armas. La eventual adopción de "revisiones totalmente universales de antecedentes", como sugirió Biden, sería un cambio significativo, que también es rechazado por la NRA.
 
 
Las propuestas de Biden también incluirían recomendaciones para tratar el asunto de la salud mental y de la violencia en la televisión, en el cine y en los videojuegos. Esos puntos son ampliamente apoyados por los grupos defensores del derecho a portar y poseer armas y los legisladores que simpatizan con esa posición.
 
 
Biden también se reunió con representantes del sector del entretenimiento, incluyendo a las empresas Comcast y Motion Picture Association of America. Para el viernes tiene previsto conversar con representantes de la industria de los videojuegos.
 
 
El vicepresidente declaró que aunque no hay manera de evitar todo hecho de violencia, "tiene que haber algún punto de acuerdo, aunque no se resuelvan todos los problemas, debemos reducir la probabilidad" de que ocurran matanzas.
 
 
La NRA ha impedido en el pasado la aprobación de leyes que restrinjan el porte de armas, y actualmente se opone a que se aprueben más leyes.
 
 
Por su parte, el gobernador de Nueva York, el demócrata Andrew Cuomo, dejó en claro su postura. "Nadie caza con un fusil de asalto. Nadie necesita 10 balas para matar un venado. Hay que poner fin a la locura", dijo al presentar su informe sobre la situación del estado.
 
 
Obama espera anunciar las medidas que tomará su propio gobierno para enfrentar los incidentes violentos con armas de fuego una vez que rinda juramento para su segundo periodo como presidente el 21 de enero.