Los principios de equidad del TLCAN
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Los principios de equidad del TLCAN

COMPARTIR

···
menu-trigger

Los principios de equidad del TLCAN

bulletEl TLCAN también ha contribuido a prácticas mineras ambientalmente nocivas en México en la explotación de minerales necesarios para la operación de hidrocarburos en Texas.

Opinión MTY DESDE TEXAS... JAVIER AMIEVA
19/02/2018
Actualización 19/02/2018 - 14:51
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.
Placeholder block
Javier AmievaFuente: Cortesía

Tiene razón el señor secretario de Economía, Ildefonso Guajardo cuando dice que es decisión soberana de Estados Unidos (EU) la construcción del muro; sin embargo no es muestra de buena vecindad, de convivencia, ni menos de búsqueda de equidad; -¿Equidad? - ¿Qué es eso? dirán muchos políticos norteamericanos.

Es cierto que el señor secretario participa y concede tiempo con autoridades en un viaje de buena voluntad y que quizás nadie mejor que él para conocer la historia del Tratado de Libre Comercio, donde yo supongo que desde el nombre con que fue bautizado y a pesar de que fue aprobado y autorizado por el congreso norteamericano, nunca fue un tratado internacional con todas las formalidades y obligaciones que los convenios imponen; fue firmado desde entonces como un Acuerdo –Free Trade Agreement en inglés-, que puede ser borrado de un plumazo por el Ejecutivo y no es protegido por el derecho internacional y sus instituciones.

No hay nada de malo en reconocer que por las prisas y buena voluntad nos “chamaquearon” y que durante el transcurso de los 22 años de vida, del mal bautizado por nosotros, y en todo caso bien nombrado por EU como acuerdo.

Al tiempo, no solamente muchos de nuestros trabajadores dependen del Tratado de Libre comercio de América del Norte (TLCAN), también muchas pequeñas empresas estadounidenses requieren de la exportación de sus productos, solos o integrados, a México bajo el TLCAN.

Según el Representante de Comercio de EU, este comercio respalda a más de 140 mil pequeñas y medianas empresas en la Unión Americana, y no son las grandes armadoras automotrices las que han “despojado” de sus empleos a los trabajadores. Esto ha obligado a políticos como el Gobernador de Texas a soportar –a última hora y claro sin tener en mente la equidad-, el TLCAN en carta dirigida al presidente Trump.

De acuerdo con el Economic Policy Institute (EPI) California, Texas, Michigan y otros estados, con altas concentraciones de empleos en el sector manufacturero, fueron los más afectados por la pérdida de empleos debido al TLCAN.

El EPI, estima que unos 600 mil empleos en EU se han “perdido o desplazado” como resultado del acuerdo comercial de 1994, sin embargo, otros estudios han encontrado que el TLCAN solo tuvo un impacto menor en el empleo manufacturero, y que la automatización explicaría un alto porcentaje de las pérdidas en empleos de manufactura.

Según la Universidad de California en Berkeley, el TLCAN tuvo un impacto insignificante en la manufactura estadounidense y especialistas en salarios explican que fueron los abusos de los sindicatos los que obligaron a las armadoras a abandonar Detroit, por ejemplo. Ya en 1994, un trabajador en Michigan ganaba cuatro veces el salario mínimo, unos 16 dólares la hora mientras que en Texas ganaban la mitad y en México la octava parte. Pero en realidad el impacto ha sido exagerado en el discurso político de los Republicanos quienes olvidan que fueron ellos los que votaron en mayoría en favor del TLCAN en 1993, No me dejara mentir estimado Secretario.

Por otro lado, el Sierra Club, dice que el TLCAN contribuyó a la agricultura a gran escala orientada a la exportación, lo que condujo a un mayor uso de combustibles fósiles y pesticidas.. El TLCAN también ha contribuido a prácticas mineras ambientalmente nocivas en México en la explotación de minerales necesarios para la operación de hidrocarburos en Texas.

“Texas ha sido petrolero y la política ambiental no cambiará esto”, me dijo casi en secreto un profesor de la Texas A&M, ésta cambió a raíz de la liberalización del comercio; y por supuesto que el éxito que hoy atribuye el secretario de Economía a la fuerza petrolera de EU, deriva de las nuevas tecnologías y prácticas de explotación petrolera altamente contaminantes y nocivas, la explotación de yacimientos por fracturación de rocas “shale” que hoy México desea explotar, pero que no tiene la infraestructura para hacerlo; pero al final, el problema ambiental no es de la administración Trump, misma que se aleja cada vez mas de políticas ambientalistas.

La lista de ‘chamaqueadas” puede ser larga, por ejemplo el capítulo de autocamiones, la falta de acuerdos internacionales para el comercio electrónico, los cambios en materia de visas de trabajo relacionadas al TLCAN en forma unilateral, la renuncia y promoción de actividades nocivas al ambiente y…bueno, por supuesto que debemos de seguir luchando porque los aspectos positivos del TLCAN persistan, sin embargo debemos estar conscientes de que la Equidad no es el fundamento del Acuerdo,- que no es Tratado-. Esta es mi opinión.

El autor es analista político en Texas, y experto en temas de la frontera México-Estados Unidos. javier.amieva@hispanicinternational.com

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.