¿Estamos preparados para el Tsunami de Consciencia?
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Estamos preparados para el Tsunami de Consciencia?

COMPARTIR

···

¿Estamos preparados para el Tsunami de Consciencia?

Es claro que como seres humanos hemos evolucionado inconscientemente solo por evolucionar.

Opinión MTY observador convergente Alejandro Zertuche 
15/11/2018
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.
Placeholder block
Alejandro Zertuche FuenteFuente: Cortesía

Si la generación de seres humanos que vivió en la edad media se presentara en este instante, se asombraría por dos cosas: Por la evolución que hemos tenido con la tecnología y por la sorpresa de encontrarse con que seguimos viviendo las mismas realidades que ellos tuvieron en su tiempo.

Es claro que como seres humanos hemos evolucionado inconscientemente solo por evolucionar. En el camino nos enfocamos en controlar las enfermedades, en inventarnos una vida con menos esfuerzo, a construir mejores cosas que la generación anterior y desarrollar nuevas tecnologías para ser más productivos. Todo parece ir bien, sin embargo nos hemos olvidado de algo primordial, incluir al ser humano.

Esta carrera por la evolución acelerada de las cosas, es lo que nos mantiene día a día ocupados y distraídos en lo que creemos que necesitamos, teniendo como resultado el perder el sentido de la vida deshumanizándonos inconscientemente.

En la última década, ha incrementado la creencia de que venimos al mundo a ser felices. Sin embargo, este pensamiento se ha instalado como una zanahoria que perseguimos toda la vida. En ocasiones la vemos y la tocamos de vez en cuando, pero se desaparece por arte de magia para ponernos de nuevo a buscarla. Es extraño que la mayoría de las personas quiera ser feliz y la mayor parte del tiempo no lo sea. Este concepto de la felicidad que hemos acariciado y construido en el tiempo, se convierte en el propósito equivocado que no nos permite disfrutar la realidad tal cual está sucediendo. Inclusive percibimos incoherente a aquel que muestra felicidad en medio de tanto problema.

Hemos creado entre todos un mundo al revés de lo que realmente queremos. Gobernantes que no nos gustan, situaciones económicas o sociales que parecieran irreales, en fin, todo sin darnos cuenta de que lo que hemos ido perdiendo es al ser humano.

Estamos desconectados de la naturaleza, de los demás seres vivos y por supuesto de nosotros mismos. La incoherencia es que vivimos en un universo conectado y nos creemos desconectados. Ahí está el pozo de nuestra infelicidad, nuestra soledad y en general de lo que llamamos “problemas”.

Hoy nos vemos alejados a los conflictos que estamos viviendo a nivel global. Nos quedamos en la opinión y jugamos al juez que lo sabe todo sin observar para qué están sucediendo las cosas. Tenemos grandes retos y próximos aprendizajes respecto a la migración, al cambio hacia los gobiernos de rompimiento del “estatus quo”, a la incertidumbre económica, a la polarización de la sociedad (más marcada que nunca), a la escasez del agua, al reto de la integración y alienación con las nuevas generaciones, a la revolución 4.0, entre otros. Cada uno de ellos ha ido apareciendo en el tiempo y no nos hemos dado cuenta de que lo único que nos están mostrando es la oportunidad para evolucionar conscientemente como seres humanos.

Todos estos conflictos que rompen con la vida pacífica que nos hemos inventado, se convierten en un Tsunami de Consciencia, donde pareciera que la mayoría nos tomamos una “selfie” sin darnos cuenta de que está por arrasarnos como humanidad.

En medio de todo este tsunami, se requieren liderazgos coherentes que comiencen a despertar la consciencia. Líderes que abran los espacios desde un nuevo observador auto referente para ver un mundo incluyente y por supuesto con ellos conscientes como parte del conflicto y la solución. Hoy, estos líderes se muestran escasos, por lo que está en claro que cada uno puede convertirse en ese ser humano consciente que inicie el cambio desde su individualidad para sumarnos en lo colectivo.

El autor es emprendedor por más de 20 años en la industria de la consultoría y servicios. Hoy es asesor de Liderazgos públicos y privados dónde implementa el modelo y tecnología propia llamado Liderazgo Convergente. Influencer en temas de consciente e inconsciente colectivo.

Opine usted: alejandro@convergent.mx

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.