Monterrey

Destaca Moody’s liquidez y diversificación de Sigma

La calificadora ratificó la evaluación de Baa3 de la procesadora de alimentos.

Por su sólida posición en el los mercados de los territorios en los que opera, su sólida liquidez, el robusto tamaño de los ingresos y su diversificación geográfica, Moody's ratificó las calificaciones Baa3 de Sigma Alimentos.

De acuerdo con Alonso Sánchez, vicepresidente de Moody's, la calificación también se basa en la posibilidad de que Sigma reducirá su apalancamiento, para el cierre del año, por debajo de tres veces.

"La moderación de estos atributos positivos es la exposición inherente de Sigma a la volatilidad de los precios de los productos básicos y la estrategia de crecimiento de la compañía a través de adquisiciones, aunque los riesgos de ejecución se ven mitigados por el historial positivo de integración y expansión de activos de la administración", señaló Moody's.

Detalló que la deuda total de Sigma al cierre de marzo de este año, estaba denominada en dólares y euros, lo que expone a la empresa a la volatilidad del tipo de cambio.

"Sin embargo, la compañía genera cerca del 51 por ciento de sus ingresos en divisas (dólares estadounidenses y euros), lo que en parte cubre su exposición a la volatilidad del tipo de cambio. Además, durante 2018, Sigma cubrió un total de 500 millones de dólares su deuda denominada en dólares estadounidenses a pesos mexicanos, un ejemplo de políticas financieras sólidas".

"Esta transacción contemplaba 250 millones de dólares sus notas senior con vencimiento en 2019 y 250 millones de dólares de sus notas senior de mil millones de dólares con vencimiento en 2026", explicó.

De acuerdo con el reporte financiero correspondiente al primer trimestre de 2019 de Sigma, ésta logró bajar su deuda neta de dos mil 078 millones de dólares a dos mil 020 millones de dólares, año vs año.

"En términos absolutos, la deuda neta de Sigma aumentó 161 millones de dólares en el primer trimestre, e incluye un impacto de 97 millones de dólares debido a la adopción de la nueva norma contable IFRS16", detalló la empresa.

El flujo ascendió a 166 millones de dólares lo que equivale a un aumento del dos por ciento frente al primer trimestre del año pasado, cuando fue de 162 millones de dólares. El mayor crecimiento vino de sus operaciones de Estados Unidos (14 por ciento) mientras que la mayor Caída la tuvo en su mercado de Europa (22 por ciento).

Los ingresos al cierre de marzo de este año sumaron mil 526 millones de dólares; la cifra es menor en dos por ciento frente a los mil 552 millones de dólares del año pasado.

Entre las principales marcas que opera, la subsidiaria de Alfa, están, Fud, Campofrío, Yoplait, El Cazo, Chen y Norteñita.