Udibonos anticipan un menor riesgo inflacionario
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Udibonos anticipan un menor riesgo inflacionario

COMPARTIR

···

Udibonos anticipan un menor riesgo inflacionario

La emisión a 30 años subastada esta semana pagará una tasa real de 4.25 por ciento, menor al 4.60 de su remate previo.

Esteban Rojas
09/01/2019
Actualización 09/01/2019 - 13:05
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

En la subasta primaria de valores gubernamentales el ‘premio’ exigido para la compra de instrumentos vinculados al comportamiento de la inflación se alejó de un máximo no visto en cerca de 10 años, lo cual es una señal de que se espera una desaceleración en el ritmo de crecimiento de los precios al consumidor, aseguran analistas.

La tasa real o la prima por riesgo inflacionario de los Udibonos a 30 años se reportó en 4.25 por ciento en la segunda subasta primaria del año de valores gubernamentales, cifra por debajo del 4.60 observado en la subasta anterior. Esta última tasa era la mayor desde el 30 de julio de 2009, de acuerdo con cifras publicadas por el Banco de México (Banxico).

La disminución en 35 puntos base en la tasa real del Udibono representa la percepción de un menor riesgo inflacionario, aunque todavía dentro de un contexto complicado.

“El panorama de inflación que continuará siendo retador en 2019, pero con una mejoría respecto a lo observado el año pasado”, señaló una nota de análisis de Banorte-Ixe, firmada por Alejandro Padilla, Santiago Leal y Leslie Orozco. “El breakeven de 30 años se encuentra en 4.38 por ciento, 30 puntos base por arriba del promedio de los últimos 12 meses, pero con una recuperación respecto al promedio de 4.67 por ciento observado en diciembre. Esto sugiere una valuación relativa más interesante respecto al Bono M de la misma duración.

Por otro lado, el resultado de una menor prima de riesgo inflacionario debe todavía tomarse con cautela, debido a que se dio dentro de un contexto de bajo volumen.

La demanda se ubicó en 1.68 veces, menor que la razón anterior de 2.42 veces, de acuerdo con lo reportado en el resultado de la subasta por parte del Banxico.

En 2019, es posible que la inflación pueda acumular un aumento de 4.0 por ciento, de acuerdo con el resultado de la última encuesta levantada por Citibanamex entre especialistas del mercado.

En tanto, la expectativa para inflación promedio anual del 2020 al 2024 se ubica en 3.58 por ciento.

El crecimiento de los precios al consumidor en este año se perfila para ser inferior a lo observado en el 2018, aunque al parecer todavía no lograra quedar por debajo del rango máximo de tolerancia del Banco de México, el cual se encuentra en 4 por ciento.

A pesar de que se percibe un menor riesgo con respecto a la inflación, el panorama para este variable todavía puede ser complicado.

“Cuantificamos individualmente los impactos inflacionarios en 2019 de algunas políticas de AMLO que se esperaría tuvieran un efecto de una sola vez sobre el nivel del INPC; estos efectos son relativamente moderados y deberían en su efecto neto contribuir a reducir la inflación al final del año” sostienen los analista de Citibanamex en una nota oportuna.

Para los especialistas de Citibanamx el efecto neto proveniente de algunas decisiones de política que se esperaría impactaran al nivel de precios en 2019 provenientes del incrementos al salario mínimo, la reducción propuesta a los impuestos fronterizos y el mantener los precios de la gasolina fijos en términos reales, tendrá un efecto neto de una disminución de 77 puntos base en la inflación para este año.

OTROS RESULTADOS EN MATERIA DE TASAS

En la segunda subasta del año de valores gubernamentales se reportó que la tasa de interés que pagará el bono M a 10 años experimentó una reducción de 40 puntos base, al ubicarse en 8.71 por ciento, de acuerdo a cifras dadas a conocer por el Banco de México.

En tanto que los rendimientos de los Cetes en los plazos de 28, 91, 175 y 357 días observaron niveles de 8.00 (-6puntos base), 8.28 (-2), 8.50 (-9) y 8.62 (-5pb), en cada caso. Este comportamiento anticipa una cierta estabilidad en la tasa de referencia del Banco de México.