La mezcla mexicana toca los 46.91 dólares por barril, su menor nivel en 15 meses
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

La mezcla mexicana toca los 46.91 dólares por barril, su menor nivel en 15 meses

COMPARTIR

···
menu-trigger

La mezcla mexicana toca los 46.91 dólares por barril, su menor nivel en 15 meses

bulletEl petróleo mexicano y los principales crudos internacionales reflejaron las expectativas de un entorno de menor crecimiento económico, que se reflejará en una menor demanda del energético.

Redacción
20/12/2018
Actualización 20/12/2018 - 20:48
El petróleo mexicano acumula una caída de 30.82 dólares desde su máximo de 77.73 dólares el barril.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El petróleo mexicano de exportación retomó su tendencia bajista y perdió 1.74 dólares con respecto a su nivel precio, para quedar en una cotización de 46.91 dólares el barril, su nivel más bajo en 15 meses, de acuerdo con información de Pemex.

Esta es la primera vez desde el 11 de septiembre de 2017 que la mezcla mexicana se cotiza sobre los 46 dólares el barril, fecha que se negoció en 46.72 dólares y de esta forma se encamina a su tercer mes de baja consecutiva.

De hecho, en lo que va del último trimestre del año el petróleo de Pemex acumula una caída de 30.82 dólares desde su máximo de 77.73 dólares el barril, siguiendo el comportamiento de los principales crudos internacionales.

En una nota de análisis a los clientes, Banco Base explicó que el precio de los principales petróleos cerraron con amplias pérdidas, pues los temores sobre una disminución en la demanda por crudo se incrementaron justo cuando persiste un exceso de oferta del hidrocarburo.

En el mercado ICE de Londres, el contrato del Brent para entrega en febrero de 2019 perdió 2.89 dólares, para quedar en 54.35 dólares por barril.

Por su parte, en el NYMEX el barril de West Texas Intermediate (WTI) para liquidarse en el segundo mes del siguiente año, bajó 2.29 dólares, al cerrar las negociaciones en 45.88 dólares.

Durante la última semana, la disminución en el precio del petróleo fue señal de que el crecimiento económico global está en caída, pues se han publicado datos débiles de economías como Estados Unidos, China, Alemania y Japón.

En Estados Unidos, el comunicado de la Reserva Federal (Fed) elevó las preocupaciones sobre el crecimiento económico, aumentando así el nerviosismo sobre la demanda por el hidrocarburo.

Por otro lado, la Fed mostró una postura altamente acomodaticia en su decisión de política monetaria, al recortar sus previsiones de crecimiento económico e inflación para 2019, y ajustar su expectativa de incrementos a la tasa de tres a dos ocasiones durante el siguiente año.

La institución financiera recordó que la expectativa de un menor crecimiento económico global ha sido causada por la guerra comercial entre Estados Unidos y China, pues si bien acordaron una tregua comercial durante la cumbre del G-20, las tensiones entre los dos países no han terminado.

Si ambas naciones no logran un acuerdo, los avances comerciales podrían revertirse y darían paso a que la economía de China registre una mayor desaceleración económica, especialmente en la industria manufacturera.

China es el mayor consumidor de commodities del mundo y el segundo mayor comprador de petróleo, por lo que una desaceleración en la economía del gigante asiático significaría una disminución en la demanda de las materias primas, incluyendo el crudo.

La demanda de Estados Unidos disminuirá si la economía del país se debilita, pues todo indica que el ciclo de crecimiento económico estadounidense está llegando a su fin.

Por su parte, el jefe de la Agencia Internacional de Energía, Fatih Birol, dijo el jueves que no espera un fuerte aumento de los precios del crudo en el corto plazo, a menos que existan problemas geopolíticos.

Elaborada con información de Notimex y Reuters