El ‘índice del miedo’ prende las alertas entre inversionistas
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

El ‘índice del miedo’ prende las alertas entre inversionistas

COMPARTIR

···
menu-trigger

El ‘índice del miedo’ prende las alertas entre inversionistas

bulletEn las últimas tres jornadas el índice VIX aumentó 40%, lo que llevó a los inversionistas a canalizar 99 mdd en fondos para protegerse de la volatilidad.

Rubén Rivera
02/03/2018
Actualización 01/03/2018 - 21:20
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Un alza abrupta en el CBOE Volatility Index (VIX), mejor conocido como el índice del miedo, ha provocado cautela entre los inversionistas y gestoras.

De acuerdo con información de Bloomberg, en las últimas tres jornadas bursátiles, el VIX acumula un incremento de más del 40 por ciento y los inversionistas han agregado cerca de 99 millones de dólares en fondos negociados en bolsa (ETFs) que protegen contra la volatilidad.

La semana pasada, de los 21 productos existentes en el mercado que se negocian en bolsa relacionados con el VIX, 16 de ellos tenían 37 mil 240 millones de dólares como medio de cobertura ante la turbulencia. En tanto, los cinco restantes tenían invertido seis mil 620 millones de dólares en apuestas a que disminuirá la volatilidad.

Con esta información, se puede interpretar que la mayoría de los inversionistas están tomando mayores precauciones ante lo sucedido en los primeros días de febrero.

A principios de mes, y después del último máximo registrado en septiembre de 2015, el índice del miedo anotó en tan sólo un día un máximo de 53.29 puntos, con un incremento en 115 por ciento, acompañado de caídas en los mercados mundiales que arrojaron un saldo mensual negativo en rangos de 2.60 y 7.42 por ciento en términos de dólares.

No es para menos. En los últimos 10 años, el VIX se disparó a esos niveles durante el 2008 con la crisis inmobiliaria, en el 2010 con un crecimiento económico más lento en Estados Unidos y China, en el 2011 con la preocupación de la crisis crediticia en Europa, y en el 2015 con el aumento de tasas graduales en todo el mundo.

Productos negociados en bolsa gestionados por Credit Suisse y otras gestoras cayeron en default técnico cuando el VIX sobrepasó cierto límite. Ante estas condiciones, estos proveedores han apostado por hacer cambios en las metodologías de los productos, sobre todo en aquellos cuyos vencimientos están próximos y están más expuestos.

Hyman Minsky, economista pionero en el estudio de la inestabilidad financiera en economías que crecen, creía que largos períodos de calma van creando condiciones propicias para escenarios de inestabilidad.

Durante 2017, el índice destacó por ubicarse en mínimos históricos y los índices registraron la mayor racha de máximos en un año, por lo que lo sucedido el martes 5 de febrero y durante el mes provocó nerviosísimo entre los inversionistas y distintas interpretaciones en el mercado.

Sergio Sánchez Alarcón, Treasuary Manager de Mitsubishi UFJ Financial Group, destacó que la volatilidad implícita reflejada el 5 de febrero en la última hora y media de operaciones fue inverosímil y agresiva- Añadió que se debe estar atentos a los datos y a los eventos coyunturales que van estar marcando la pauta este año.

El objetivo del VIX, es medir la volatilidad de corto plazo del índice S&P500 para los próximos 30 días tomando en cuenta el mercado de opciones en Chicago.

Lo sucedido hizo más eco, porque varios fondos que apuestan en contra de la volatilidad cuando ya se encontraba en mínimos históricos, perdieron varios millones de dólares en tan solo una semana.

Al respecto, ProShares anunció el martes que estaría disminuyendo el apalancamiento permitido en sus productos que apuestan a favor o en contra de la volatilidad, con la intención de impactar en las oscilaciones de los precios.

China, por ejemplo, decidió tener un cierre preventivo y dejar de actualizar su versión del VIX, así como las negociaciones de este tipo de opciones como medidas ante la caída abrupta de las acciones en febrero, de acuerdo con información de Bloomberg.