Mercados

Se acaba la racha: el peso rompe techo de las 20 unidades por dólar

La moneda mexicana se deprecia 0.85 ciento frente a la divisa estadounidense.

El peso, junto con los principales cruces de la divisa estadounidense, fueron sacudidos este miércoles, luego de que se publicara el dato de inflación en Estados Unidos que aviva el debate y la cautela entre los inversionistas, provocando que el rendimiento de los bonos subiera y el dólar se fortaleciera.

La moneda mexicana se depreció 0.85 ciento a 20.11 unidades, de acuerdo con datos de Banco de México al cierre de la sesión interbancaria.

En las últimas tres sesiones el peso estuvo por debajo de las 20 unidades por dólar.

La divisa mexicana tocó un mínimo de 19.9319 unidades a las 7:21 horas y un máximo de 20.11 unidades a las 7:30 horas, tras la publicación de los datos inflacionarios, aunque pasados los minutos volvió por debajo de los 20.

En ventanilla bancaria, el billete verde se vende en 20.48 pesos por dólar, según Citibanamex.

El índice Bloomberg, que mide la fortaleza del billete verde frente a una canasta de 10 divisas, subió 0.62 ciento, a los mil 126 puntos.

Inflación de EU, con mayor nivel desde 2008

A tasa interanual, la inflación se ubicó en 4.2 por ciento durante abril, por encima de la expectativa del mercado de 3.6 por ciento. Así, la inflación anual se ubicó en su mayor nivel desde septiembre de 2008. En su comparación mensual la inflación fue de 0.8 por ciento, luego de haber avanzado 0.6 por ciento en marzo.

Por otra parte, la inflación subyacente, la cual sirve como un mejor indicador sobre la tendencia de la inflación a largo plazo, se ubicó en una tasa anual de 3 por ciento. En su comparación mensual, el componente subyacente avanzó 0.9 por ciento luego del aumento de 0.3 por ciento observado en marzo. Al interior, el mayor incremento se observó en los precios de los autos usados, avanzando 10 por ciento a tasa mensual.

Ben Laidler, estratega de mercados globales de eToro, explicó que las muy anticipadas cifras de inflación de abril en Estados Unidos fueron significativamente más altas que las pronosticadas en general.

Esto impulsará las expectativas de un endurecimiento de la política monetaria de la Reserva Federal (Fed) antes de lo esperado, mayores rendimientos de los bonos a largo plazo y acelerará la rotación de inversionistas, lejos del sector tecnológico de altos vuelos, hacia valores cíclicos y también es probable una mayor incertidumbre y volatilidad del mercado, especialmente después de las ganancias de dos dígitos en renta variable que ya se habían visto este año.

La tasa de rendimiento de los bonos del Tesoro a 10 años también tuvo un movimiento al alza tras publicarse el dato de inflación, aumentando hasta 1.68 por ciento. El desempeño de la tasa de interés no solo depende del dato de inflación en Estados Unidos.

La sesión estuvo plagada de comentarios de miembros de la Fed.

Richard Clarida, vicepresidente del banco central, reconoció que estaba sorprendido por el aumento de los precios al consumidor en abril, pero argumentó que el aumento de la inflación probablemente sería en gran medida transitorio.

“Espero que la inflación vuelva, o tal vez, supere nuestro objetivo del 2 por ciento a largo plazo en 2022 y 2023”.

Por separado, Raphael Bostic, presidente de la Fed de Atlanta, dijo que el mercado laboral aún está a 8 millones de empleos por debajo de sus niveles previos a la pandemia y, por lo tanto, la economía requiere el apoyo continuo de la Fed. Bostic también considera que la inflación sería temporal.

En el mercado de materias primas, el precio de las principales mezclas de petróleo ganó, luego de que la Agencia Internacional de la Energía dijera que el exceso de petróleo ha desaparecido, mientras que el cierre de un oleoducto clave de Estados Unidos está llevando a que estaciones de servicio desde Florida hasta Virginia presenten escasez. El WTI cotiza en 66.31 dólares por barril, lo que equivale a un aumento en su precio de 1.59 por ciento.

Avanza actividad industrial en México

En cuanto a indicadores económico en México, esta mañana se publicó la actividad industrial de marzo, mostrando un crecimiento mensual de 0.72 por ciento, el mayor crecimiento desde noviembre de 2020, de acuerdo con cifras ajustadas por estacionalidad.

Al interior del indicador, el avance mensual estuvo explicado por la reactivación del sector servicios, pues el componente de generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, suministro de agua y gas por ductos al consumidor final (utilities), creció 4.89 por ciento mensual, luego de caer durante dos meses consecutivos.

A tasa anual, la actividad industrial mostró un crecimiento de 1.46 por ciento, siendo el primer dato positivo luego de caer durante 29 meses consecutivos, es decir, desde octubre del 2018.