Fenómenos Digitales

La inteligencia artificial y sus aplicaciones con OpenAI

“Aplicaciones prácticas y accesibles utilizando inteligencia artificial son una realidad. Iniciativas como Watson de IBM y OpenAI, han conseguido avances exponenciales en unos cuantos meses. Las empresas capaces de integrar esta tecnología, tendrán una ventaja competitiva nunca antes vista.” Menciona Manuel Trevilla

El famoso científico, padre de la computación, Alan Turing, tuvo una idea provocadora, crear una prueba para validar si la inteligencia artificial avanza lo suficiente como para engañar a un interrogador humano y que este crea que habla con una persona y no con una computadora. Lo llamó Turing Test o Imitation Game. Hasta la fecha, ninguna computadora lo ha logrado pasar.

La prueba fue creada en 1950, hace 70 años la simple idea de que una computadora podía pasar por un humano, sonaba imposible.

Los avances que he visto recientemente en Inteligencia artificial o AI, por sus siglas en inglés, me han impresionado y considero que supera a la de un Turing Test.

Hace unos años vi fotos de rostros humanos, de personas que no existen, creadas totalmente con inteligencia artificial con un nivel de detalle que a simple vista es imposible de distinguir de fotografías. Me cautivó por completo.

Hace un año, la iniciativa OpenAI lanzó DALL-E, proyecto que genera imágenes realistas basadas en instrucciones con lenguaje natural. Solo le dabas la indicación: Un astronauta montado sobre un caballo con un estilo fotorrealista, y tu imagen se creaba. ¿Quieres realizar algún cambio? Solo cambia el texto, como si estuvieras en google translate, pero en lugar de idioma, buscarás de resultado imágenes generadas en base a tu input.

Hace dos semanas lanzaron el beta de la siguiente versión, DALL-E 2.O, y es impactante. La calidad de las imágenes, la capacidad de comprender la escritura y de crear imágenes similares, no tiene igual.

Una cualidad adicional en la nueva versión, es editar imágenes reales con cambios. La Mona Lisa, pero con vestido rojo y rostro triste; agregar una ventana y quitar la puerta a la imagen de una casa; agregar un perro dentro de una pintura en una foto de un museo, son ejemplos que dan en su website.

DALL-E es solo un producto de OpenAI, su “API” ofrece soluciones como crear un resumen de estudio de libros, simplificar textos complejos para que un niño lo entienda, crear chatbots, preguntas frecuentes, crear recetas de cocina, y decenas de aplicaciones adicionales.

Procesos complejos costosos pueden ser sustituidos por inteligencia artificial, imagina qué tan seguros serán los autos próximamente cuando una computadora, que nunca se cansa, mira su celular o se distrae maneje tu auto, ahora, llévalo a tu oficina y aplicalo a procesos de contraloría o servicio a clientes.

Como lo he comentado en artículos pasados, el crecimiento exponencial en tecnología predice que los avances en los siguientes años superarán nuestras expectativas y muchas industrias cambiarán. Los procesos se simplificarán y el costo de realizarlo será mínimo.

Quiero hacer énfasis en que la AI está aquí, se puede usar hoy a un costo accesible y las empresas que no lo aprovechen están poniendo en riesgo su liderazgo en el corto plazo.

Ahora es el momento de reimaginar lo que es posible en tu compañía. Veo con emoción lo que disfrutaremos en el futuro.

Hasta la siguiente semana, Manuel.

Manuel  Trevilla

Manuel Trevilla

Empresario, conferencista especialista en marketing digital, innovación y wellness. Mentor y consejero de organizaciones como Google Launchpad, Masschallenge y LFT.

COLUMNAS ANTERIORES

Un mundo sin passwords
Mejoraremos al mundo con visión emprendedora y los incentivos correctos

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.