Reconvierten hospital penitenciario de Jalisco para atender a reclusos con COVID-19
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Reconvierten hospital penitenciario de Jalisco para atender a reclusos con COVID-19

COMPARTIR

···
menu-trigger

Reconvierten hospital penitenciario de Jalisco para atender a reclusos con COVID-19

bulletEl complejo atiende a reos a los que se les detectó la enfermedad, que ya suman 45, informó el gobernador de Jalisco.

Juan Carlos Huerta /Corresponsal
01/05/2020
Hospital del Reclusorio Metropolitano del Complejo Penitenciario Puente Grande
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El Hospital del Reclusorio Metropolitano del Complejo Penitenciario Puente Grande se reconviertió en unidad de atención a pacientes de COVID-19, informó el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez.

En el complejo carcelario se encuentran 45 internos contagiados con coronavirus, detectados mediante el operativo Radar Jalisco, consistente en la aplicación de pruebas masivas de análisis PCR, refirió Alfaro.

"Lo hicimos como una medida preventiva, esa es la diferencia entre Radar, y el modelo centinela; y lo que podemos explicar es que el trabajo conjunto nos permitió detectar un brote en el reclusorio que está controlado, todos los casos que ya se han identificado están aislados, las medidas son efectivas, están funcionando bien, tenemos además habilitadas camas para no tener que hacer traslados a otros hospitales de quien lo necesitara, hasta ahorita no hay todavía ningún otro hospitalizado, estamos estables”.

El mandatario informó que se someterá a análisis a mas internos del sistema carcelario cuya población supera los 13 mil internos; es así que se determinó equipar él nosocomio con recursos humanos y materiales.

Se dotó de equipo de imagenología e instalación de gases medicinales, además de una lavandería y recolección de desechos Residuos Peligrosos Biológicos Infecciosos, (RPBI).

La inversión inicial es de 5 millones de pesos aproximadamente, que incluyen insumos, servicios, personal de salud y operación por un mes. También se adquirieron monitores de signos vitales, ventiladores, aspiradores portátiles, un electrocardiógrafo, mascarillas de oxígeno para nebulización, una cápsula para traslado, carro rojo con equipo de reanimación, y un desfibrilador-monitor-marcapasos.

El hospital cuenta al momento con 14 camas de hospitalización con el equipo necesario para atender a pacientes con síntomas respiratorios, además de dos cuartos de aislados y terapia intensiva cada uno.

Las camas están provistas de equipo de ventilación mecánica y monitor de signos vitales, para pacientes que presenten complicaciones respiratorias graves.

También se fortaleció la plantilla del personal de salud, y el hospital cuenta con 12 enfermeras, seis médicos, seis trabajadores administrativos y seis afanadores.

El gobernador dijo, por otra parte, que los hospitales que atienden a las personas que padecen COVID-19 en la entidad como parte del plan de reconversión están al 10 por ciento de su ocupación, es decir que aún no presentan saturación.

"Tenemos que tener cuando menos un referente para tomar decisiones; cómo está hoy la ocupación hospitalaria en la Ciudad de México, o en el Valle de México en general, pues prácticamente rebasada con la mayoría de los hospitales ya totalmente saturados".

Los nosocomios COVID de la entidad son los Hospitales Civiles, Fray Antonio Alcalde y Juan I. Menchaca, además de las clínicas del IMSS 110, 46, 89, y el Hospital General de Occidente, además del Hospital Ángel Leaño, que atenderá totalmente a pacientes con coronavirus y afecciones respiratorias a partir de la semana entrante.

Alfaro Ramírez destacó que Jalisco se posiciona en el lugar 31 a nivel nacional en cuanto a casos activos, es decir, pacientes cuyos síntomas iniciaron en un periodo menor a 14 días atrás.

“Eso es un logro de todo el pueblo de Jalisco, no del Gobierno, porque ha sido un enorme sacrificio de la gente", finalizó.