Venta de autos en México cae 7.7% en 2019; es su mayor reversa en 10 años
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Venta de autos en México cae 7.7% en 2019; es su mayor reversa en 10 años

COMPARTIR

···
menu-trigger

Venta de autos en México cae 7.7% en 2019; es su mayor reversa en 10 años

bulletDurante el año pasado se adquirieron un millón 317 mil 727 vehículos nuevos, 7.7 por ciento menos que en 2018, indicó el Inegi.

Axel Sánchez
07/01/2020
Actualización 08/01/2020 - 4:50
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

En 2019, se vendieron en México un millón 317 mil 727 automóviles nuevos, 7.7 por ciento menos que lo registrado en 2018, y la mayor reducción porcentual desde la crisis económica de 2009, muestran datos del INEGI.

Esto también significó el volumen más bajo desplazado por la industria para un año desde 2014 y el tercer año consecutivo que se reporta una disminución en la comercialización de vehículos nuevos en el país.

Guillermo Rosales, director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), reportó que durante 2019 vivieron un mercado interno con desconfianza de los consumidores, por la disminución en la generación de empleos, aumento en la inseguridad en algunas regiones y el estancamiento de la economía.

“La expectativa para 2020 se sigue ubicando en terreno negativo, estimándose que pueda ocurrir una caída cercana al 2 por ciento durante el 2020 en el número de vehículos nuevos comercializados en México”, destacó el directivo.

Manifestó la preocupación de los distribuidores de autos por el mayor deterioro que puede tener el mercado automotor, si no se coordinan acciones de impulso entre gobierno federal y el sector automotor, además de las consecuencias negativas en materia de empleo, inversión y de transmisión a otros rubros de la economía nacional.

“Reconocemos la decisión del presidente López Obrador de prorrogar el Decreto que regula la importación definitiva de vehículos usados durante el 2020 debido a que con ello se mantendrá un control en el flujo de automotores usados provenientes de Estados Unidos, generalmente en condiciones de deterioro extremo que condicionan precios por debajo del valor comercial y deprimen el mercado nacional”, destacó.

En 2019, las marcas de volumen que más redujeron su venta de autos fueron Ford, con una caída de 16.3 por ciento; Fiat Chrysler Automobiles con 14.2 por ciento; Nissan con 14.1 por ciento; Honda con 12.9 por ciento; y General Motors con 10.2 por ciento.

En cambio, las automotrices que más incrementaron su comercialización de vehículos en México fueron Renault con 18.4 por ciento; Suzuki con 18.3 por ciento; Peugeot con 12.8 por ciento; Mitsubishi con 11.9 por ciento; y Mazda con 3.4 por ciento.

En diciembre de 2019 se vendieron en México 130 mil 448 automóviles nuevos, una cifra 8.3 por ciento menor a lo registrado en el mismo mes de 2018, y el volumen más bajo desplazado para un mes similar desde 2013.

Rosales dijo que pese al panorama negativo para 2020, los distribuidores estiman que este año toque fondo esta fase negativa y dará paso a un periodo de estabilidad, sin que represente una rápida recuperación a niveles de demanda registrados entre 2014 a 2016.

Gerardo Gómez, director y country manager de J.D. Power México, también considera una fase de neutralidad en el mercado nacional para este año.

Ventas de autos también retroceden en América Latina

No sólo México tuvo una reducción en venta de autos, pues, en medio de los recientes movimientos sociales ocurridos en América Latina, la región también vivió limitaciones en la comercialización de vehículos en varias naciones, dijo Guillermo Prieto, presidente de la Asociación Latinoamericana de Distribuidores de Automotores (ALADDA) y de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA).

Prieto dijo que la desconfianza que hay en la sociedad latinoamericana por sus líderes impacta directamente los resultados de su sector.

“Esta coyuntura social y política tiene un impacto inmediato en el desarrollo de nuestro sector, ya que la adquisición de un vehículo representa en sí misma una muestra de confianza”, dijo.

Agregó que en momentos de cautela o franco riesgo de retroceso económico, los distribuidores deben sensibilizarse para innovar procesos de gestión, comprender mejor a sus clientes y visualizar los cambios en el mercado automotor.

Argentina fue la nación con el mayor retroceso en ventas el año pasado, con una baja de 43.9 por ciento, le sigue Paraguay con una caída de 22.5 por ciento y Chile con 9.5 por ciento.

Especial