menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Turismo pierde 30.9% de la IED; México deja de recibir 157 mdd en el 1S

COMPARTIR

···
menu-trigger

Turismo pierde 30.9% de la IED; México deja de recibir 157 mdd en el 1S

bulletIberostar, Grupo Xcaret, Posadas y NH hicieron ajustes a sus planes de inversión este año por la pandemia.

bulletProyectos hoteleros fueron pospuestos por la emergencia sanitaria del COVID-19.

Aldo Munguía
14/10/2020
Reapertura de la playas de Tijuana a principios de octubre después de permanecer meses cerradas debido al COVID-19.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El coronavirus impactó a la Inversión Extranjera Directa Turística (IEDT), pues en el primer semestre (1S) de 2020 cayó 30.9 por ciento anual, comparado con la mitad del 2019.

Según datos de la Secretaría de Turismo (Sectur), entre enero y junio, el país atrajo inversiones de capital extranjero, que se capitalizaron en hoteles, transporte aéreo y otros servicios relacionados, por 350.8 millones de dólares, lo que significó una pérdida de un tercio de la IED, respecto al primer semestre del año pasado, cuando se recibieron 507.7 millones de dólares.

En la primera mitad de este año, México perdió 156.9 millones de dólares, que al tipo de cambio promedio de los primeros seis meses representa 3 mil 389 millones de pesos ‘borrados’ de proyectos, principalmente en oferta hotelera, con firmas como Iberostar, Grupo Xcaret, Posadas y NH que ajustaron sus planes en el país.

La consultora Statista anticipó que para este año México registrará una caída relacionada con el consumo turístico total de aproximadamente 1.6 billones de pesos, mientras que la Secretaría de Turismo estimó la cifra en 1.9 billones de pesos, o alrededor de 101 mil 254 millones de dólares.

El flujo de capital extranjero en la llamada ‘industria sin chimeneas’ proviene principalmente de la inversión en infraestructura hotelera, una de las más golpeadas por COVID-19, ya que los cuartos de hotel estuvieron cerrados por al menos 10 semanas.

Hay proyectos en diversos polos turísticos que tuvieron que detenerse o fueron pospuestos indefinidamente por los grupos hoteleros que operan en México y que tenían sólidos planes de expansión en el país.

La española Iberostar planeaba comenzar la construcción de su segunda propiedad en Riviera Nayarit, pero la pandemia forzó a aplazar indefinidamente el comienzo de la obra y paró la inversión de alrededor de 80 millones de dólares que se contemplaban para el hotel de 300 habitaciones en la zona de Litibú.

“Sigue en pie la segunda propiedad, no nos han dado fecha de cuándo planean comenzar la construcción, porque las condiciones para el Grupo (Iberostar) no son buenas en España, sin embargo, el primer hotel en Playa Mita ha tenido muy buena ocupación”, señaló a este diario Richard Zarkin, gerente de relaciones públicas de la OCV de Riviera Nayarit.

Zarkin agregó que otros desarrollos como el de Vidanta, de 600 habitaciones, el Auberch, además de un Ritz-Carlton, siguen en pie, aunque con ligeras modificaciones en sus planes de apertura debido a las condiciones de la crisis sanitaria.

Grupo Xcaret es otra de las empresas que también tuvo que ajustar su plan de expansión y recorrió la inauguración de su hotel boutique para 2022.

“El que sí se detuvo y se va a posponer un año es el hotel boutique, Casa de la Playa, se va a pasar para 2022 su apertura, igual que el parque Xibalbá, que es el nuevo, es un parque que está en Yucatán, cerca de Valladolid, no hay fecha, pero se va a posponer”, dijo Zakari Malinen, director de ventas de Hoteles Xcaret.

Señaló que los planes de expansión, que contemplan una inversión de 400 millones de dólares para los siguientes ocho años, no tendrán modificaciones en el monto, sino que se recorrerán dependiendo del avance de la reactivación en el país.

Grupo Posadas decidió concentrar sus recursos en la promoción de mercados ya conocidos, en lugar de expandirse conforme a su plan establecido.

“La activación económica de los negocios de viajes y de placer es aún incierta. La compañía decidió concentrar sus recursos en la promoción y posicionamiento de sus marcas en mercados conocidos. Se llegó a un acuerdo para terminar anticipadamente los contratos de los hoteles Fiesta Americana Punta Varadero y Fiesta Americana Costa Verde”, comentó Grupo Posadas.

En el periodo de la crisis sanitaria, Posadas se desprendió de la operación de 2 mil 555 cuartos, el 8 por ciento de su oferta antes de la pandemia.

La hotelera NH también detuvo su plan de inversión en México y en América Latina por las complicaciones que ocasionó el coronavirus, pues en el segundo trimestre, paró proyectos de expansión, que en septiembre se analizaron de nuevo para ajustar los costos de inversión y los periodos de apertura.

“Los proyectos que teníamos en cartera nos estamos reuniendo con nuestros socios porque queremos hacer un recálculo en el calendario de aperturas y en cuanto a la inversión, porque se están moviendo los costos y el calendario”, dijo Christian José Daghelinckx, managing director para América de la compañía hotelera, a El Financiero.

El directivo de NH recalcó que, pese a la revisión de proyectos de expansión con los inversionistas, México es uno de los ‘punteros’ en cuanto a propuestas de nuevos hoteles.

Por su parte, Virginia Messina, directora general del Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC), dijo que la pandemia marca un momento de oportunidades para repensar la inversión turística y pensar en modelos innovadores para la construcción de hoteles.

También te puede interesar:

Turismo debe de estar preparado para las crisis del futuro: especialistas