Aquí las cuentas de Meade del por qué cancelar el NAIM cuesta 145,000 mdd
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Aquí las cuentas de Meade del por qué cancelar el NAIM cuesta 145,000 mdd

COMPARTIR

···
menu-trigger

Aquí las cuentas de Meade del por qué cancelar el NAIM cuesta 145,000 mdd

bulletLa publicación de Meade en Facebbok le sigue a una serie de tuits que publicó el jueves y a la cual el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, le contestó defendiendo su proyecto en Santa Lucía.

Redacción
29/12/2018
Actualización 29/12/2018 - 13:59
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El excandidato a la Presidencia, José Antonio Meade, realizó una publicación en su cuenta de Facebook, en la cual explica por qué cancelar el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) cuesta 145 mil millones de dólares.

Esta publicación le sigue a una serie de tuits que publicó el jueves de esta semana sobre el costo de cancelar el nuevo aeropuerto. Sobre el tema, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, defendió su proyecto en Santa Lucía.

En un post titulado “Haciendo cuentas”, Meade enlista una serie de puntos:

-Para el cálculo del AICM se utilizaron datos de 2017 y para el del NAIM se utilizaron las proyecciones del impacto económico que hizo la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA) para 2034, cuando el nuevo aeropuerto estaría operando a su máxima capacidad y se trajeron a precios de 2017; es decir, se supuso que el NAIM ya estaría operando a su máxima capacidad en estos momentos para estimar el impacto que tendría en el Producto Interno Bruto (PIB).

-El gasto por pasajero internacional se obtuvo de la Encuesta de Turismo de Internación que realiza el INEGI a partir de 2017 (ahí reportan los pasajeros internacionales su gasto desglosado en costo de boleto de avión y gasto total en México), para 2017 reportaron un gasto total de 909 dólares.

-El número de pasajeros nacionales e internacionales en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), Benito Juárez, se obtuvo de la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) para 2017 (fueron 15.7 millones de pasajeros internacionales de 44.7 millones en total).

-El PIB se calculó en dólares con datos del FMI en 2017 (un millón 151 mil 45 millones de dólares).

-Para calcular el impacto económico de los aeropuertos se utilizó la misma metodología que usa la IATA en su estudio del impacto de la aviación en México (donde estiman que es 2.9 por ciento del PIB), y además se utilizaron datos de un estudio previo de la IATA de 2006.

-Con los datos del estudio de 2006 se corrieron dos regresiones, una lineal (con crecimiento más agresivo) y otra logarítmica (con crecimiento más conservador) y para las estimaciones se utilizó un promedio de ambas regresiones. Dichas regresiones estiman el peso que tiene el impacto directo de la aviación desglosado en 1) Impacto directo a la industria de la aviación, 2) Impacto a la cadena de abastecimiento, 3) Impacto inducido de gasto de salarios de trabajadores de la aviación, 4) Gasto de turistas internacionales. Una vez teniendo los porcentajes de cada impacto, como ya se tiene el dato para 2017 del gasto de turistas internacionales, los demás datos se calcularon a partir de ese.

-Debido a que la IATA modificó su metodología en el estudio de 2014 para separar el costo del boleto de avión del gasto total de pasajeros internacionales, al final se realizó un ajuste para atribuir dicho gasto al Impacto directo a la industria de la aviación.

-Para calcular el impacto del NAIM se supuso que se mantenía la misma distribución del impacto económico en el desglose, pero habría una derrama adicional por la mejora en la conectividad como lo estima la IATA en su estudio de 2014. Se calculó cuánto de eso correspondería de gasto por pasajero adicional y se sumó al gasto por pasajero que hay en 2017 en el AICM.

Para sacar el impacto de cada aeropuerto sobre el PIB se multiplicó el gasto por pasajero por el número de pasajeros en cada aeropuerto (44.7 millones en el AICM y 125 millones en el NAIM), y se dividió entre el PIB.

Todas las conversiones de peso a dólar se hicieron utilizando el tipo de cambio Bloomberg para el cierre de 2017 el cual estaba en 19.66.

El jueves, Meade publicó una serie de tuits en los que defendía seguir con la construcción del NAIM. Afirmó que cancelar el proyecto iniciado durante el sexenio de Enrique Peña Nieto costará a México alrededor de 145 mil millones de dólares y beneficiará a aeropuertos de Estados Unidos y América del Sur, lo que impactaría la creación de empleos y actividad económica en México.

A esto, López Obrador señaló el viernes que con la cancelación del aeropuerto de Texcoco y la construcción de dos pistas en la base militar de Santa Lucía el Gobierno federal conseguirá un ahorro de más de 100 mil millones de pesos.

"Tengo elementos para reafirmar que nos vamos a ahorrar los mexicanos más de 100 mil millones de pesos al tomar la decisión de construir las dos pistas nuevas en Santa Lucía", dijo.

"Con relación al proyecto del lago de Texcoco, que iba a significar tener dos pistas hasta 2024 y cancelar el actual aeropuerto y el de Santa Lucía, con esos números consideramos que vamos a ahorrar más de cien mil millones de pesos", subrayó.

Sobre el aeropuerto en Santa Lucía, el presidente López Obrador dijo que las instalaciones, una vez terminadas, seguirán perteneciendo a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), que se encargará de la construcción tanto de las pistas como de la terminal.

Ante ello, la Sedena deberá alcanzar un acuerdo con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) el reparto de utilidades.

El jueves de la semana pasada, López Obrador celebró el éxito de la oferta de recompra de bonos del Nuevo Aeropuerto Internacional de México y aseguró que esto "limpia el camino" para la construcción del aeropuerto en la Base Militar de Santa Lucía.

"Se logró un acuerdo con lo de la compra de los bonos del aeropuerto, lo cual limpia el camino para resolver en definitiva este asunto y poder con libertad iniciar la construcción del nuevo aeropuerto en la base militar de Santa Lucía", declaró en conferencia de prensa.

La Secretaría de Hacienda confirmó un día antes que la oferta de recompra de bonos del nuevo aeropuerto había recibido un apoyo abrumador por parte de los tenedores.

De acuerdo con fuentes cercanas de Bloomberg, alrededor del 70 por ciento de los tenedores de bonos participaron en la oferta.

Este acuerdo era un paso clave en los planes de la administración federal para cancelar la obra en Texcoco y con ello seguir adelante con el proyecto del nuevo aeropuerto.