Se desploma 31% venta de vivienda en la CDMX
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Se desploma 31% venta de vivienda en la CDMX

COMPARTIR

···

Se desploma 31% venta de vivienda en la CDMX

En el primer trimestre de 2019 se colocaron 2 mil 800 unidades en CDMX, mientras que en 2018 fueron 4 mil 20.

Incertidumbre económica y poca claridad en la política del sector influyeron en la caída.

Pamela Ventura
23/05/2019
Venta de departamentos.
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Durante el primer trimestre de 2019, en la Ciudad de México (CDMX), la venta de vivienda nueva se desplomó 31 por ciento, respecto al mismo periodo del año previo, lo que significó la peor caída en al menos tres años en la colocación, según datos de la consultora inmobiliaria Tinsa.

Los datos de la firma detallan que en enero y marzo se vendieron 2 mil 800 viviendas en la capital del país, número inferior a las 4 mil 20 unidades colocadas en igual periodo de 2018.

Expertos explicaron que la caída se debe al impasse que se generó en el sector por el cambio de Gobierno, por la falta de claridad en la nueva política de vivienda y la incertidumbre económica que existe.

“Hay una pausa en el sector vivienda, porque no hay reglas claras y es muy difícil que los inversionistas puedan seguir con la entrega de vivienda, lo que influye en que no se hagan nuevas inversiones”, explicó Jesús Orozco, director general de Tinsa.

Alejandro Kuri, expresidente de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios (AMPI), agregó que la incertidumbre laboral también afectó las compras.

“La gente no sabe si conservará su empleo y esto retrasa la decisión de la inversión”, señaló Kuri.

Los especialistas refirieron que este año la caída fue más pronunciada a raíz de las disposiciones del Gobierno de la CDMX, que encabeza Claudia Sheinbaum, en materia inmobiliaria, ya que se han suspendido proyectos en construcción o próximos a entregarse y también existe una pausa en el otorgamiento de permisos para nuevos desarrollos.

“El cambio de los diferentes órdenes de gobierno y las decisiones que toman en la revisión de permisos de los proyectos crea un ambiente de inversiones cautelosas y cuando existen menos proyectos renovándose en el mercado, existe una venta inferior de vivienda”, señaló Claudia Velázquez, directora de operaciones de Softec.

Velázquez confió en que esta pausa se regularice en los próximos meses, ya que consideró que el tema de la vivienda en la zona central del país solo tiene dos posibles escenarios: la estabilización o mejorar sus números al cierre del año.

Los expertos consideraron que esta caída en la industria no significa una crisis en el sector.

“No hay una crisis nacional en vivienda; es muy diferente hablar de crisis, porque no hay dinero, porque subieron los intereses, o porque hay pérdidas de empleo masivas, pero no estamos en ese escenario”, aclaró Orozco.

En la Zona Metropolitana de la Ciudad de México (ZMCDMX), que incluye además municipios del Estado de México e Hidalgo, la venta de vivienda nueva cayó 24 por ciento en comparación con el mismo periodo del año previo.

En el primer cuarto de este año, se vendieron 6 mil 107 propiedades, mientras que de enero a marzo de 2018 se colocaron 8 mil 41, según la información de Tinsa.

En este sentido, la vivienda residencial plus, con valores por encima de 4 millones de pesos, fue la más afectada, sus ventas cayeron 50 por ciento, mientras que en 2018 se colocaron 2 mil viviendas entre enero y marzo, este año se desplazaron poco menos de mil propiedades.

“En el segmento residencial plus hay una pérdida fuerte, la mayoría de las ventas de vivienda de este tipo son de inversionistas y creo que hay cierta aversión al riesgo en este momento. Con toda la incertidumbre económica, la gente todavía está cautelosa”, apuntó el directivo de Tinsa.

La vivienda del tipo tradicional, media y residencial también registró números negativos, pero Velázquez consideró que esto puede ser momentáneo, pues el consumidor patrimonial que compra en estos segmentos continúa con su voluntad de compra de manera normal.

En cambio, la vivienda de interés social, con un precio menor a 400 mil pesos, tuvo un incremento en su desplazamiento de 48 por ciento en el primer trimestre, aun cuando en este año el subsidio a la vivienda no figuró.

Orozco advirtió que en el norte de la zona, en Tecámac, Zumpango y Huehuetoca, los desarrolladores no están construyendo nuevos proyectos de vivienda popular, lo que derivaría en una afectación en el mercado, pues estas unidades tienen demanda.