Ryanair, la aerolínea peor calificada por sexto año consecutivo: estudio
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Ryanair, la aerolínea peor calificada por sexto año consecutivo: estudio

COMPARTIR

···

Ryanair, la aerolínea peor calificada por sexto año consecutivo: estudio

Los pasajeros dieron baja calificación al embarque, la comodidad del asiento, comida y bebida, así como al ambiente en la cabina.

Redacción
05/01/2019
Ryanair.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Ryanair, una vez más, ha sido calificada por pasajeros como la peor aerolínea en el Reino Unido. Este es el sexto año consecutivo en que la irlandesa de bajo costo se ha encontrado en la parte inferior de Which?, una encuestadora anual de aerolíneas.

Los pasajeros dieron baja calificación al embarque, la comodidad del asiento, comida y bebida, así como al ambiente en la cabina.

La aerolínea de bajo costo fue clasificada peor que su rival, EasyJet. De acuerdo con el reporte de Which?, Ryanair logró una puntuación del cliente de 40 por ciento, en comparación con el 63 por ciento de EasyJet.

En la misma encuesta, British Airways obtuvo solo el 50 por ciento por su servicio de recorridos cortos.

Otras aerolíneas de corto recorrido mal calificadas fueron Thomas Cook Airlines (52 por ciento) y Wizz Air (54 por ciento). Esta última fue el único operador aéreo que compartió una calificación de dos estre´llas para el servicio al cliente con Ryanair.

La mala racha de Ryanair que ha durado 12 meses comenzó cuando anunció, en otoño de 2017, que no tenía suficientes pilotos para los vuelos programados. Así, la aerolínea anunció a 400 mil personas que sus vuelos habían sido cancelados. Más de 40 vuelos por día no se lograron.

Otras 18 millones de personas se preguntaban si sus vuelos, muchos de ellos para visitar a familiares y amigos en épocas navideñas, se verían afectados. Además, la aerolínea irlandesa afirmó inicialmente que ignoraría la norma de la Unión Europea sobre problemas que afectan a los pasajeros; esta indica que si una aerolínea no puede llevar a sus clientes a su destino, está obligada a pagar para que viajen con un competidor. Fue hasta que la encuestadora señaló la obligación de la empresa y que la Autoridad de Aviación Civil (CAA) amenazara con hacer cumplir la ley que Ryanair se vio forzada a cambiar el rumbo de sus declaraciones.

En agosto del año pasado, la aerolínea canceló múltiples vuelos por protestas de pilotos en Dublín y de tripulantes de cabina en Italia, España, Portugal y Bélgica.