¿Creíste que Mexicana había desaparecido? Ahora capacita a pilotos y sobrecargos en el país
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Creíste que Mexicana había desaparecido? Ahora capacita a pilotos y sobrecargos en el país

COMPARTIR

···

¿Creíste que Mexicana había desaparecido? Ahora capacita a pilotos y sobrecargos en el país

El Centro de Adiestramiento Técnico (CAT) que instruye a pilotos y sobrecargos para el resto de las empresas mexicanas y cuenta con un simulador para brindar la ‘capacidad’ a los pilotos del avión A320 del fabricante francés Airbus.

Aldo Munguía
08/11/2019
El centro tiene un simulador que  otorga 98% de sensación de vuelo, equivalente a pilotar un aeroplano.
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Los malos manejos de Gastón Azcárraga, exdueño de Mexicana de Aviación, la competencia de aerolíneas de bajo costo, y el alto precio de la turbosina forzaron el ‘aterrizaje’ de la firma que alguna vez fuera la más importante en el país y en América Latina.

El 28 de agosto de 2010, la empresa despegó por última vez hacia Toronto, Canadá, luego de haber anunciado su deterioro financiero, pero Mexicana no murió por completo, pese al proceso de quiebra que aún no culmina y que ha dejado a 8 mil trabajadores sin empleo ni liquidación.

Una parte del negocio de la aerolínea sigue más vivo que nunca, se trata del Centro de Adiestramiento Técnico (CAT) que instruye a pilotos y sobrecargos para el resto de las empresas mexicanas, con un servicio similar al de una universidad nacional de profesionales de la aviación que certifica al personal de Volaris, Interjet y Aeroméxico en procedimientos de emergencias a bordo, como fuego en cabina, acuatizaje o despresurización de cabina.

“Cuando Mexicana dejó de volar, vino lo que le llamaron el concurso mercantil, entonces seguimos trabajando porque supuestamente había gente interesada en comprar la aerolínea, incluidos la base de mantenimiento y este centro de adiestramiento. Estuvimos allí como un año, no se concretó nada. Llegó el día en que nos dijeron que ya no iba a volar”, recordó el ingeniero Rafael Olmedo, director del CAT.

Pese a ello, el centro de capacitación continuó con las actualizaciones a los pilotos de las tres aerolíneas del Grupo: Mexicana, Link y Click para que los capitanes pudieran migrar a otras empresas en China y Malasia.

Olmedo explicó que fue hace cuatro años, cuando la Dirección General de Aviación Civil (DGAC) otorgó el permiso al CAT para instruir a pilotos y sobrecargos ajenos a Mexicana, y gracias a ello el vuelo del centro tomó fuerza. Los primeros tripulantes en desembarcar fueron los sobrecargos de Volaris, el primer cliente del CAT.

“El primer cliente que nos apoyó mucho fue el aérea de sobrecargos de Volaris”, comentó Olmedo mientras muestra a El Financiero las instalaciones del centro en donde los pilotos y sobrecargos de la industria actualizan o renuevan sus licencias para mantenerse en vuelo.

El Centro de Adiestramiento Técnico de Mexicana cuenta con un simulador para brindar la ‘capacidad’ a los pilotos del avión A320 del fabricante francés Airbus.

Este simulador de vuelo cuenta con todas las características de una cabina de uno de los aviones más exitosos de la industria y es uno de los pocos en el mundo que otorga el 98 por ciento de sensación de vuelo equivalente a pilotar un aeroplano.

“Eso es lo que le ha permitido al CAT tener recursos para sostenerse y la idea es que lo poco que sobre, pase a ser parte de nuestra liquidación”, agrega el director del centro.

A más de 9 años del aterrizaje de Mexicana, los trabajadores de la empresa tienen un nuevo proyecto: la creación de una escuela de sobrecargos para alimentar la demanda de la industria nacional, esto con los estándares más altos de capacitación en seguridad aérea.

“Está basado en el programa que Mexicana tenía para formar a sus propios sobrecargos, tardaba de 38 a 40 días en formarte. Nos vamos a basar en la normatividad, en materias y las horas que deben llevar cada una de ellas”, explicó Ivonne Santos Reyna, jefe de capacitación y adiestramiento de sobrecargos.

El proyecto ya fue autorizado por la ahora Agencia Federal de Aviación Civil y, de acuerdo con el director del CAT, el curso para formar sobrecargos estará disponible a partir de enero.

A pesar de que se percibe a los sobrecargos como ‘estrellas de rock’, en opinión de Santos Reyna, esa profesión no es fácil.

“Aquí sí es estricto a la hora de emergencia. Hay cosas que, en adiestramiento, en aula, el entrenamiento en simuladores es bajo presión, porque así vas a tener que responder a bordo”, detalló la sobrecargo con más de dos décadas de experiencia.

Los pilotos de Mexicana de Aviación siguieron el vuelo, después de la quiebra de la empresa, esto gracias a que el mercado chino –uno de los más grandes y con mayor demanda de tripulaciones– fue uno de los destinos de los capitanes de la aerolínea.

El CAT reveló que por lo menos 100 pilotos de la empresa mexicana pilotan vuelos de Emirates, alrededor de 150 en Qatar y otra centena en las diversas aerolíneas chinas.

“Los pilotos de Mexicana son buenos, en general, el mexicano es bueno para volar”, concluyó Olmedo.