Coronavirus 'golpea' venta de autos en México: tiene su peor marzo en 25 años
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Coronavirus 'golpea' venta de autos en México: tiene su peor marzo en 25 años

COMPARTIR

···
menu-trigger

Coronavirus 'golpea' venta de autos en México: tiene su peor marzo en 25 años

bulletEn el tercer mes el año se vendieron 87 mil 517 automóviles nuevos, 25.5% menos que en el mismo periodo del año pasado, informó el Inegi.

Axel Sánchez
02/04/2020
Actualización 03/04/2020 - 5:00
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Durante marzo se vendieron en México 87 mil 517 automóviles nuevos, 25.5 por ciento menos que lo registrado en igual mes del año pasado, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Esta es la peor reducción que reporta el sector para un tercer mes del año desde 1995, es decir hace 25 años, además de ser el volumen más bajo de los últimos seis años.

La reducción en la venta de vehículos en el país responde a la menor dinámica económica causada por la pandemia de la nueva cepa de coronavirus Covid-19, debido a que a mediados de marzo comenzaron a implementarse las medidas sanitarias que causaron una menor afluencia de personas en las agencias de venta de vehículos.

El director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), Guillermo Rosales, advirtió que esto puede ocasionar el cierre de negocios y la pérdida de empleo, ya que la visita a centros de distribución se desplomó 85 por ciento y las citas en talleres de mantenimiento automotriz disminuyó 60 por ciento, desde el 16 de marzo.

“Bajo este contexto y atendiendo las recientes perspectivas de actividad económica para el país en 2020, las cuales contemplan una recesión, las ventas probables para 2020 estimadas por AMDA son de 980 mil unidades, lo que representa una diferencia de 26 por ciento respecto a 2019”, destacó el representante industrial.

El gerente sénior en análisis de venta de autos ligeros en América de la consultora IHS, Guido Vildozo, agregó que esta crisis de salud causó también que el sector turismo se detuviera, siendo uno de los principales compradores de unidades en mayor volumen.

“Con este problema, se espera que la venta de autos en México pueda caer hasta 16 por ciento en 2020”, previó.

Sólo en marzo, Nissan, la líder del mercado mexicano reportó una caída en ventas de 31.1 por ciento, mientras que General Motors fue de 9.6 por ciento y Volkswagen de 15.2 por ciento.

En cifras acumuladas, entre enero y marzo de este año, se vendieron en el país 296 mil 677 autos, 10.9 por ciento menos a lo reportado en el primer trimestre de 2019, lo que significó la mayor reducción desde la crisis económica global de 2009.

La marca de volumen que más redujo su venta en estos primeros tres meses del año fue Ford, con una baja de 28.2 por ciento, seguida por Honda, con 24.4 por ciento; Mitsubishi, con 22.3 por ciento; Mazda, con 20.2 por ciento, y Nissan con 15 por ciento.

Brais Alvarez, Automotive Account Manager de la consultora J.D. Power México, estimó que esto también afectará el servicio al cliente, por lo que distribuidores deberán de trabajar en esquemas que permitan impulsar esta área del negocio manteniendo la “sana distancia”.

Resaltó que esto es una situación que afecta a todo el mundo, pues estiman que solo se vendan 76.6 millones de autos en el planeta durante 2020, cifra 15.1 por ciento menor a lo registrado en 2019, siendo la mayor caída desde la crisis económica global.

Guillermo Rosales, director general adjunto de AMDA, insistió en la necesidad de la intervención del gobierno para rescatar a las empresas y evitar la pérdida de empleos que podría generar esta pandemia por el cierre de negocios y reducción del consumo.

“AMDA reitera la necesidad de que el presidente Andrés Manuel López Obrador convoque a un Acuerdo Nacional para salir avante de la crisis del Covid-19. Sin dilación el gobierno federal debe implementar un programa de estímulos fiscales para apoyar a las empresas a tener flujo de efectivo para pagar los salarios ante la parálisis de las actividades económicas ante la emergencia sanitaria decretada por el gobierno”, destacó.

Remarcó que las empresas del sector necesitan la devolución inmediata del IVA “pagado en exceso por las empresas y que la tortuosa burocracia del SAT mantiene en caja”.

Destacó que, al igual que lo han hecho todos los países afectados por la pandemia, se requieren plazos para pagar impuestos, sin que esto signifiquen exenciones o disminución de pagos.