Consumidores cautelosos ‘tacklean’ al Super Bowl
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Consumidores cautelosos ‘tacklean’ al Super Bowl

COMPARTIR

···

Consumidores cautelosos ‘tacklean’ al Super Bowl

¿Irás a ver el juego del domingo a algún restaurante o lo verás en tu casa? Los restauranteros estiman que su asistencia será menor este domingo, respecto al mismo evento del año pasado.

Alejandra Rodríguez
01/02/2019
Actualización 01/02/2019 - 8:05
Expertos consideran que este año los fans del juego preferirán quedarse en casa.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Pese a que México es el segundo país con el mayor número de fanáticos al futbol americano en el mundo, solo debajo de Estados Unidos –con 23.3 millones de aficionados–, los restaurantes y bares que transmitirán el próximo domingo el partido del Super Bowl LIII enfrentarán una ‘tackleada’ por un menor gasto promedio y asistencia de clientes, en comparación con 2018, revela un reporte de Atlantia Search.

De acuerdo con previsiones de la consultora, los fans del juego de las yardas bajarán en 16.7 por ciento su presupuesto para gastar en los restaurantes y bares que sintonizarán la final a disputarse entre los Patriots y los Rams, al considerar que pasará del promedio de 300 pesos en la final de 2018 a 250 pesos para el próximo domingo 3 de febrero.

“El gasto que la gente está dispuesta a destinar para ver (el Super Bowl LIII) en un restaurante o bar bajó, quizá no a que dejen de ir, pero sí a gastar menos”, dijo Carolina Cruz, líder de contenido de Atlantia Search.

Expertos explicaron que la preocupación por los recortes de empleos en el sector público y el desabasto de gasolina en algunas entidades, inhibirán el consumo en estos negocios.

Además, el Super Bowl LIII tendrá por onceava vez en una final a los Patriotas de Nueva Inglaterra, uno de los equipos más ‘impopulares´ en este deporte por el número de veces que han ganado.

“Existe la expectativa de que los jueces apoyan a los Patriotas, además este equipo se enfrenta a los Rams de Los Ángeles que es un equipo nuevo y joven, es el favorito para ganar y eso no genera expectativa”, consideró Saúl Trujano, profesor de periodismo deportivo del Instituto José Ramón Fernández y la Universidad Panamericana.

En 2018 la edición del Super Bowl, donde participaron los Patriots, tuvo el menor rating desde 2010 en los Estados Unidos, y en México los últimos tres años la audiencia ha ido a la baja.

De acuerdo con HR Rating, en 2018 el rating del Super Bowl fue de 1.2 puntos, cuando en años anteriores había sido superior a 5 puntos.

Los restauranteros estiman que su asistencia será menor este domingo, respecto al mismo evento del año pasado, pues aunque regularmente en la final se registran un alza de hasta el 60 por ciento en afluencia de clientes –contra un día cualquiera–, esta vez se prevén un incremento de solo 20 por ciento.

“Esperamos poco incremento en la cantidad de personas en los lugares, hasta un 20 por ciento, porque la mayoría lo ve en su casa, pues cuando se habla de incertidumbre la gente deja de gastar.

Además, en algunos lugares el desabasto de combustible pegó más”, explicó Francisco A. Fernández, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac).

Agregó que en el país hay aproximadamente 3 mil restaurantes con televisores, los cuales suelen ser sede en la transmisión de deportes, y la principal oferta de productos son pizza, alitas y tacos, en sitios como Chilli’s, Hooters y Wings Army.

Contrario a lo que se espera en bares y restaurantes, se anticipa que este año los ganadores del ‘juego’ sean las cadenas de autoservicios, aseveró Valentín Mendoza, analista de Banorte Casa de Bolsa.

“Apuesto al autoservicio (como ganador de Super Bowl), las cadenas como Walmart lanzan estrategias comerciales cruzadas con bebidas y botanas que se pueden complementar con la carne asada”, indicó.

Nielsen reportó que en el Súper Bowl del año pasado el mayor flujo en tienda ocurrió de las 11 de la mañana a las 5 de la tarde, cuando inicio el juego, pero durante el partido las ventas cayeron hasta 14 por ciento comparado con el resto del día.

Para el sector retail el ticket aumenta hasta 70 por ciento el día del combate y los productos predilectos son las cervezas y botanas que suelen registrar un aumento en ventas de 85 y 40 por ciento, respectivamente, frente al fin de semana previo, según Atlantia Search.

Cornershop, la aplicación móvil de compras de supermercado, reveló que las marcas de cervezas más solicitadas son de Grupo Modelo, Stella Artois, Corona, Victoria y Modelo. Mientras que en botanas la líder es Sabritas de PepsiCo, seguida de Barcel de Bimbo, y otras marcas de tendencia gourmet como Garden Veggie, Kirkland Signature –marca propia de Costco– y palomitas Act II.

Lo que no falla, tras la celebración del Súper Bowl es el consumo de antiácidos y medicamentos para el estómago que aumenta 20 por ciento un día después del evento deportivo, según Atlanta Search.

Nielsen reveló que el pasado domingo 20 de enero cuando los Carneros consiguieron su pase al Super Bowl ante los Santos de Nueva Orleans, los fármacos fueron la categoría que más inserción publicitaria tuvo durante el juego.

“Genomma Lab con el posicionamiento de su marca Genoprazol será ganadora, es un OTC que sin duda le ayuda a beneficiarse del consumo post juego”, dijo Mendoza.