British Airways rompe récord con vuelo NY-Londres en solo 5 horas
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

British Airways rompe récord con vuelo NY-Londres en solo 5 horas

COMPARTIR

···
menu-trigger

British Airways rompe récord con vuelo NY-Londres en solo 5 horas

bulletLas condiciones climáticas y los pilotos del vuelo ayudaron a que el avión llegara en 4:56 horas, mientras que otros viajes a la misma distancia tardan entre 6:30 y 7 horas.

Bloomberg / Hugh Morris
10/02/2020
Actualización 10/02/2020 - 14:44
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

En 1919, a John Alcock y Arthur Brown les llevó cerca de 16 horas transportarse desde la costa este de Canadá al oeste de Irlanda, donde tuvieron un aterrizaje forzoso, convirtiéndose en las primeras personas en completar un vuelo transatlántico.

El sábado por la noche, un avión de British Airways se 'burló' de tan lenta travesía, volando desde Nueva York a Londres en un tiempo récord de 4 horas y 56 minutos, eclipsando el anterior récord de Norwegian por 17 minutos.

La duración normal de un vuelo desde la Gran Manzana es de cerca de seis horas y media; algunas otras aerolíneas tardan alrededor de siete horas. Pero el sábado por la noche, estaba pasando algo en el aire.

"Siempre priorizamos la seguridad por encima de los récords de velocidad, pero nuestros bien entrenados pilotos aprovecharon al máximo las condiciones para que los clientes volvieran a Londres con mucha anticipación", comentó un portavoz de la aerolínea.

Las condiciones climáticas se debieron gracias a las poderosas corrientes de aire provocadas por la llegada de la tormenta Ciara a Reino Unido.

El jet stream (poderosas corrientes de aire) es un fenómeno climático que juega un papel importante de manera cotidiana en los vuelos entre la Unión Europea y Norteamérica.

Alrededor de ocho kilómetros por encima de la superficie de la tierra, estas corrientes son una cinta de aire que se mueve rápidamente alrededor de 10 kilómetros de ancho y 0.6 kilómetros de profundidad, creada por la propagación global del calor y la energía del aire desde el ecuador hacia los polos.

El Servicio Meteorológico Nacional de Reino Unido (Met Office) lo describe "como una aspiradora" que influencia los sistemas climáticos en ambos lados del atlántico y afecta áreas de baja presión, las cuales pueden traer fuertes vientos y lluvia. Los vientos son particularmente fuertes en el invierno debido a la diferencia de temperatura entre el ecuador y el Polo Norte.

La Met Office también trabaja para proporcionar mapas y pronósticos para las aerolíneas, que deben considerar el trazo de sus rutas de vuelo todos los días.

"Pese a que la posición y la altura de la corriente de aire cambia, esencialmente se mueve a un nivel similar al de los aviones transatlánticos", explicó la oficina británica.

"Si fueras a volar con la corriente del jet stream sería más rápido y ahorrarías combustible... si la corriente es débil puede causar retrasos, y si vuelas contra el flujo de aire, te saldrá caro en combustible y en tiempo, pues te hará llegar tarde".

La escritora de viajes Julia Buckley estaba en el vuelo 212 de Boston a Londres, el cual hizo un viaje de seis horas y media en menos de cinco.

"Fue el primer vuelo en el que he estado todo el tiempo con el cinturón", contó. "El piloto advirtió antes de comenzar que sería un vuelo 'con baches', pero rápido".

"Fue en realidad mejor de lo que esperaba, estaba un poco turbulento pero nada para alarmarse; más suave de lo que esperarías con los cinturones puestos en un viaje más prolongado. El aterrizaje fue brutal, bajamos y se sintió como si hubiera tomado mucho más tiempo de lo normal hacerlo".