Aerolíneas desvían vuelos de espacio aéreo de Irán, Irak y Golfo Pérsico tras ataque a bases aéreas de EU
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Aerolíneas desvían vuelos de espacio aéreo de Irán, Irak y Golfo Pérsico tras ataque a bases aéreas de EU

COMPARTIR

···
menu-trigger

Aerolíneas desvían vuelos de espacio aéreo de Irán, Irak y Golfo Pérsico tras ataque a bases aéreas de EU

bulletCompañías como Air France-KLM y Deutsche Lufthansa indicaron que están evitando la zona tras el incidente ocurrido esta semana.

Bloomberg /Eric Pfanner
08/01/2020
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Las aerolíneas de todo el mundo desviaron vuelos del espacio aéreo sobre Irán, Irak y el Golfo Pérsico después de que Teherán disparó el martes más de una docena de misiles contra las fuerzas estadounidenses en la región.

A raíz del ataque, las compañías aéreas que van desde Singapore Airlines y Qantas Airways hasta Air France-KLM y Deutsche Lufthansa han informado que están evitando el área, zona ocupada para viajar entre Europa y Asia.

Las aerolíneas seguían el ejemplo de la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos, que prohibió a las aerolíneas estadounidenses volar sobre la región. Las firmas internacionales a menudo se ajustan a las recomendaciones de la agencia.

Los transportistas buscan evitar una repetición del desastre de 2014 cuando el vuelo MH17 de Malaysia Airlines fue derribado por un misil sobre Ucrania en medio del conflicto con Rusia, matando a 298 personas a bordo.

Redirigir los aviones para evitar zonas de conflicto puede aumentar los tiempos de vuelo y aumentar el consumo de combustible, elevar los costos y aumentar las emisiones. Qantas puntualizó que desviar su vuelo Perth-Londres agregará entre 40 y 50 minutos al viaje.

Varias aerolíneas cambiaron las rutas el año pasado para evitar el espacio aéreo iraní después de que el país derribó un avión no tripulado estadounidense con un misil tierra-aire.

En el último ataque, Irán disparó 15 misiles en represalia por el asesinato del general Qassem Soleimani. Diez de ellos golpearon la base de Ayn al-Asad en el oeste de Irak y otra instalación en Erbil, según funcionarios estadounidenses. Otro golpeó la base aérea de Taji cerca de Bagdad.

Además de las preocupaciones sobre el espacio aéreo regional, un avión Boeing 737 volado por Ukraine International Airlines se estrelló poco después del despegue de Teherán, matando a los 176 pasajeros y tripulantes a bordo. Las autoridades locales precisaron que las evaluaciones iniciales sugieren que el incidente fue causado por un problema técnico.

Además de desviar vuelos, Lufthansa canceló un viaje programado para el miércoles desde Frankfurt a Teherán, expuso un portavoz. Emirates y Flydubai dijeron que habían cancelado vuelos a Bagdad.