2 años después, AT&T apenas comienza a ver la luz
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

2 años después, AT&T apenas comienza a ver la luz

COMPARTIR

···
menu-trigger

2 años después, AT&T apenas comienza a ver la luz

bulletDel cierre de 2015 al final del año pasado, el gigante de las telecomunicaciones de Estados Unidos aumentó en casi 90 por ciento sus líneas en México.

bulletEste año, AT&T seguirá con la ampliación de su oferta de Internet de las Cosas y de la red 4G en la metro de la CDMX, entre otros proyectos.

Itzel Castañares
07/02/2018
La empresa estadounidense cada vez se posiciona de mejor manera en México.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

A poco más de dos años de haber adquirido Iusacell, Unefon y Nextel, por las que desembolsó más de 4 mil 375 millones de dólares, el gigante de las telecomunicaciones estadounidense AT&T se enfila a duplicar el número de suscriptores y a alcanzar el punto de equilibrio en sus operaciones de México.

Al finalizar 2017, la compañía americana sumó 15.1 millones de líneas celulares -entre los esquemas de pospago y prepago-, lo que representó un aumento de casi 90 por ciento comparado con el cierre de 2015, cuando contaba con alrededor de 8 millones.

Expertos del sector telecomunicaciones explicaron que esta expansión obedece a su estrategia de tarifas bajas, una mayor conectividad en mercados donde está presente (como la Línea 7 del Metro y el Mercado de Río Blanco, ambos en la Ciudad de México) y el despliegue de su red 4G LTE.

Fue poco después de su llegada al país que el operador telefónico se planteó un plan de inversión de 3 mil millones de dólares para el periodo 2015-2018 y que implicó principalmente el desarrollo de dicha red y la unificación de sus marcas.

Alejandro Mayagoitia, presidente de la Asociación Nacional de Servicios Inalámbricos de Telecomunicaciones (Ansitel), señaló que bajo la dirección de Kelly King se percibe un esfuerzo más estructurado respecto al periodo en el que Thaddeus Arroyo fungió como CEO en México pues, en su opinión, hubo algunos desaciertos que llevaron a la empresa a replantear la estrategia dentro del mercado local.

Uno de los errores fue hacerle una guerra de precios a un gigante como América Móvil (con su marca Telcel). Si bien AT&T es muy grande en Estados Unidos, en México tiene sus propios límites y presupuestos, por lo que ha tenido que recuperarse de esa batalla”, añadió Mayagoitia.

Entre 2015 y 2017, el mayor crecimiento de AT&T a nivel de usuarios se dio en la modalidad de prepago, en donde ya cuenta con 9.4 millones, a los que se suman 5.5 millones en pospago y 204 mil más clasificados en la categoría de ‘Otros’.

En el último reporte financiero emitido por la compañía correspondiente al cuarto trimestre de 2017, AT&T México dio cuenta de un aumento de 26 por ciento en el número de suscriptores respecto al periodo previo, a la espera de completar su meta de cubrir a 100 millones de clientes al finalizar este año en México.

“Hay mucho más por delante, ya que nuestros principales impulsores de crecimiento continúan fortaleciéndose: la red y la distribución. Ahora cubrimos 96 millones de personas con la red más confiable en México, y además continuamos innovando y simplificando los precios para los consumidores con el lanzamiento de nuevos planes”, señaló AT&T México a El Financiero vía correo electrónico.

Durante los últimos dos años, la compañía estadounidense modificó su oferta de servicios para captar más clientes -sobre todo de pospago- y en 2016 enfrentó una guerra de precios con Telcel y Telefónica, sus principales competidores. Sin embargo, hacia al último trimestre del año anterior se vio una tendencia de estabilidad en las tarifas.

Además, a nivel financiero AT&T mantiene la reducción de sus pérdidas, al combinar la expansión de su base de clientes con mayores eficiencias en costos y gastos. Así, entre el cuarto trimestre de 2016 y el mismo lapso de 2017 redujo en 73 por ciento su flujo operativo negativo. Los expertos prevén que al finalizar este año la empresa logre el punto de equilibrio.

Jesús Romo de la Cruz, analista de Telconomía, consideró que la mejora en el flujo operativo apunta a un reporte de ‘números negros’ al cierre del presente año.

Por otro lado, AT&T avanza con la tecnología LTE-M -que ya está lista a nivel de red-, por lo que este año seguirá con la ampliación de su oferta de internet de las Cosas, de su portafolio para Pymes y de los proyectos de Ciudades Inteligentes -como el de mercados populares conectados- y el despliegue de la red 4G para el Metro de la CDMX en diferentes líneas del transporte.

“app”

¿SUPERARÁ A TELEFÓNICA EN CLIENTES?

Para Romo de la Cruz, el desempeño de AT&T en 2017 revela que hay una recuperación que podría llevarla a posicionarse en un mejor lugar dentro del mercado de telefonía móvil.

AT&T tiene una base de usuarios en aumento que en los próximos años puede posicionarlo como el segundo jugador, desplazando así a Telefónica; en tanto que Telcel seguirá enfrentando una presión competitiva pues para ellos apenas ‘viene lo bueno’, porque cuando AT&T logre tener una red con cobertura plena y la modernice, ofrecerá además servicios de video, por lo que se va a volver una amenaza mucho más notoria”, agregó el experto.

A pesar de ello, Mayagoitia señaló que la empresa tendrá que enfrentar la fidelidad que caracteriza a los consumidores mexicanos, lo que la obligará a echar mano de la estrategia aplicada en Estados Unidos para mantener la visión de crecimiento a largo plazo en ‘suelo azteca’.