Empresas

Industria automotriz vive su peor octubre desde 2005

El desabasto de chips limitó la disponibilidad de inventario.

En octubre de 2021 se vendieron en México 76 mil 640 automóviles, una caída de 0.4 por ciento en comparación con lo reportado en el mes previo de septiembre del mismo año.

Se trata de la primera vez desde 2005 que este comparativo mensual presenta una variación negativa, muestran datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Guillermo Rosales, director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), explicó que por estacionalidad y naturaleza del mercado –en el último trimestre del año aumenta la demanda por vehículos– siempre se venden más unidades durante el décimo mes frente al septiembre.

Sin embargo, reconoció que este año se rompió este ciclo debido a la escasez global de semiconductores que limitó la oferta de coches.

“Esta situación refleja la distorsión presente en el mercado por la escasez de inventario, alejándose de la estacionalidad que históricamente se había observado para un mes de octubre, con un avance contra el mes inmediato anterior en los últimos 15 años”, explicó.

Resaltó que el resultado de octubre refleja el deterioro del mercado, marcando la cuarta tasa negativa en lo que va de 2021 y la segunda disminución consecutiva luego de seis meses de avance continuo.

“Estos resultados reflejan la restricción enfrentada por la falta de producto vinculada con el desabasto de semiconductores que impacta a nivel global a diversas industrias aunado a la disrupción logística que ha generado importantes impactos en las cadenas de suministro a nivel mundial”, explicó Rosales

El director general adjunto de AMDA prevé que hacia los próximos meses continuará la incertidumbre respecto del nivel de surtimiento y disponibilidad de producto en el mercado automotriz por lo que la expectativa de venta para el año se verá reducida.

Anticipó que las ventas podrían ubicarse aún por debajo de 1 millón 45 mil unidades, es decir, un aumento de 10.1 por ciento en comparación con el 2020.

En variación anual, durante octubre de 2021 se vendieron 9.1 por ciento menos automóviles en comparación con lo registrado en igual mes del año pasado.

Este volumen de ventas de vehículos es el más bajo de los últimos 10 años para un décimo mes del año, además de ser el peor mes de comercialización que registra la industria en este 2021.

General Motors es la automotriz que más redujo su volumen de venta con 42.1 por ciento, seguido por Honda con 30.6 por ciento, Nissan con 14.3 por ciento, KIA con 4.9 por ciento y Toyota con 4.6 por ciento.

En cifras acumuladas entre enero y octubre de este año se comercializaron 834 mil 486 vehículos, 11.5 por ciento superior a lo reportado en igual lapso de 2020, puesto que aun la base de comparación es muy baja a causa de la pandemia de Covid-19.

Gerardo Gómez, director general de J.D. Power México, dijo que a pesar de este “panorama” positivo comparado con 2020, la industria sigue por debajo de los niveles previos a la pandemia y que incluso tomaría 5 años llegar a los niveles de 2019 y hasta 7 años para alcanzar el récord histórico de la empresa.

“La industria necesita conocer el interés y las necesidades de los clientes de las nuevas tecnologías ya que se seguirá transformando drásticamente la demanda”, explicó.

Chinos cuesta arriba

Las marcas MG, Motornation (que maneja BAIC, JMC y Changan) y JAC motors, las cuales son de China, reportaron un volumen de ventas de 19 mil 358 unidades entre enero y octubre de 2021, cuatro veces más que lo registrado en igual periodo del año pasado.

Esto significa que estas empresas ya representan 2.3 por ciento del mercado total mexicano, muy superior al 0.6 por ciento que participaban en 2020.

La automotriz MG, perteneciente a la empresa china SAIC, prevé obtener 1.5 por ciento de participación de mercado este 2021, que bajo los estimados de los distribuidores de autos, significa vender 15 mil 961 autos.

Daniel Nava, vicepresidente de operaciones de MG Motor, destacó que actualmente sostienen 1.3 por ciento del mercado nacional con la comercialización de 8 mil 526 unidades, por lo que consideran que van en línea con su objetivo.

“Esto lo logramos a un año de nuestro lanzamiento en el mercado mexicano (que fue en noviembre de 2020). Ya somos 9 mil personas que formamos parte de la empresa en México, contamos con una cobertura de 65 por ciento a nivel nacional con 44 distribuidores y contamos con modelos que son líderes en el mercado como es el caso del ZS que se posiciona como el más vendido de su segmento en ciudades como Monterrey”, contó.

Mientras que JAC logró acelerar sus ventas muy por encima de la industria en México, pues creció a octubre 84 por ciento.

En entrevista con El Financiero, Isidoro Massri, director general de la marca en México, explicó que para ellos es importante en este panorama de incertidumbre en el mercado automotor mantener la rentabilidad de sus distribuidores, lo cual con estas cifras están impulsando.

“La primera decisión que tomamos es cambiar el chip para convertir cada situación en algo positivo para la empresa, entendemos que es una situación temporal, más larga de lo esperado, pero volveremos a la realidad, somos la primera marca que logró y superó sus niveles prepandemia”, comentó.

Destacó que trabajan en ofrecer en cada categoría de autos un vehículo que compita con los mejores del segmento y no solo apostar por lo que demanda el público, que son camionetas SUV.

El resultado de octubre refleja el deterioro del mercado, marcando la cuarta tasa negativa en lo que va de 2021 y la segunda baja consecutiva.