Empresas

EU gana primera batalla del T-MEC: mexicana Tridonex pagará salarios a trabajadores despedidos

El acuerdo es consecuencia directa de una activación del Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida incluido en la letra del T-MEC

La compañía de autopartes Tridonex acordó pagar más de 600 mil dólares en salarios atrasados a trabajadores despedidos, presionada por la letra en el capítulo laboral del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

Tridonex -una subsidiaria de Cardone Industries- acordó pagar liquidación y seis meses de salarios atrasados a más de 150 trabajadores que despidió en su planta ubicada en Matamoros, Tamaulipas.

Por lo menos 154 empleados de la planta recibirán el equivalente a un mínimo de nueve meses de salarios, cifra que será todavía mayor para los trabajadores con más antigüedad, según un comunicado publicado el martes por la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (USTR por sus siglas en inglés). La empresa tendrá que desembolsar más de 600 mil dólares en pagos atrasados.

El acuerdo es consecuencia directa de una activación del Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida incluido en la letra del T-MEC. La solicitud de revisión fue hecha por el gobierno de Estados Unidos a su contraparte mexicana el pasado 9 de junio, esto a petición de la Federación Estadounidense del Trabajo y Congreso de Organizaciones Industriales (AFL-CIO por sus siglas en inglés).

“El acuerdo logrado hoy [...] colocará candados cruciales para asegurar un proceso justo para determinar la representación sindical en Tridonex”, apuntó Marty Walsh, secretario del Trabajo de EU, en un comunicado.

Cardone dijo haber quedado satisfecha con el pacto voluntario, apuntando en un comunicado que éste “[resuelve] de manera definitiva esta petición bajo el T-MEC y de colaborar con los gobiernos de México y Estados Unidos”.

Además del pago de salarios, Tridonex se comprometió a:

  • Apoyar y proteger la democracia sindical para sus trabajadores
  • Proporcionar una copia impresa del contrato colectivo a todos los trabajadores elegibles para el sindicato, al igual que para los empleados de administración y recursos humanos
  • Asesorar a sus empleados sobre sus derechos de negociación colectiva y libre asociación
  • Permanecer neutral en elecciones sindicales
  • Fortalecer protocolos de seguridad contra el COVID-19 en su planta
  • Revisar procedimientos de despido
  • Abrir una línea de quejas por violaciones a derechos laborales

Según el anuncio de hoy, el gobierno mexicano se comprometió a facilitar asesorías para los trabajadores acerca de sus derechos de negociación y libre asociación. También vigilará las elecciones sindicales en la planta e investigará cualquier reporte por violaciones a derechos laborales.

El acuerdo de Tridonex sucede a unos días de que se lleven a cabo las elecciones sindicales en la planta de General Motors en Silao, Guanajuato, subrayando las presiones al interior del país para asegurar que se cumpla la letra del capítulo laboral del T-MEC.

El tratado abrió todavía los flujos comerciales de México hacia sus vecinos del norte. Sin embargo, también lo comprometió a adaptar sus leyes laborales, sobre todo en materia de democracia sindical. Esta es la segunda vez en la que el Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida es utilizado por el gobierno estadounidense para resolver una disputa de este tipo.

Ni nos avisaron: representante legal de los trabajadores de Tridonex

Susana Prieto, representante legal de los trabajadores de Tridonex en Matamoros aseguró que el acuerdo anunciado por las autoridades estadounidenses se hizo a espaldas de estos.

“A los trabajadores no se les tomó en cuenta. Ni siquiera a mí se me notificó. Me enteré por la prensa”, dijo la abogada en un comentario para este diario.

Describió el pacto como “un acto arbitrario del gobierno de Estados Unidos y Tridonex”, caracterizando como “irrisoria” la indemnización que se otorgará a los trabajadores despedidos por Tridonex en Matamoros.

“[Quedan] muchos pendientes [...] Tenemos más de mil [trabajadores] afectados, y sólo [se] acuerda una irrisoria indemnización económica a 200 operarios”, apuntó.

Según la abogada, el grupo de trabajadores afectados todavía no decide cómo procederá ante el anuncio. Por el momento, decidieron esperar a que éste quede suscrito de manera definitiva.