Economía

T-MEC es un triunfo para México, por eso le deseamos éxito a AMLO en su visita a EU: CCE

El Tratado dará la oportunidad de seguir compitiendo en los mercados comerciales y de propiciar inversiones que ayuden a crear los empleos, dijo Carlos Salazar Lomelín, líder del organismo.

El Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) representa un triunfo para el país, después de que el presidente Donald Trump lo calificó como el peor acuerdo que su nación haya firmado en su historia, dijo el presidente del Consejo de Coordinación Empresarial (CCE), Carlos Salazar Lomelín.

El líder empresarial le deseó éxito al presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, quien este martes emprendió su viaje rumbo a Washington para iniciar una visita de trabajo con motivo de la entrada en vigor del T-MEC el pasado 1 de julio del acuerdo comercial.

"Ha sido un triunfo poder lograr (el T-MEC) después de que Trump calificó la relación con México y el tratado con México como el peor convenio de Estados Unidos firmado en su historia, por eso yo creo que es motivo de celebración, por eso le deseamos al presidente el mayor de los éxitos en el viaje que va a emprender el día de hoy (martes)", expresó.

Al participar en el foro 'Hacia un acuerdo nacional para enfrentar la crisis', organizado por la Conferencia Interamericana de Seguridad Social (CISS), consideró que el T-MEC dará la oportunidad de seguir compitiendo en los mercados comerciales y de propiciar inversiones que ayuden a crear los empleos que se necesitan para recuperar los perdidos por la crisis económica.

"El T-MEC nos da la oportunidad de competir; el tratado ya existía, no hubo ningún cambio entre el 30 de junio y 1 de julio. Lo que nos da el Tratado es una garantía que ya había sido firmada y que los mercados ya esperaban que esta formalización se diera en el verano de este año", señaló Salazar Lomelín.

En más, el presidente del CCE dijo que, en el contexto de la crisis económica derivada del coronavirus, se tienen que garantizar los empleos y para ello son necesarias las inversiones, por lo que desde el primer día del sexenio se insistió en que la inversión tiene que llegar a un nivel de 25 por ciento como proporción del PIB.

"Hoy la inversión es de 21 por ciento del PIB, del cual 19 puntos son de la Iniciativa Privada y menos de 2 puntos porcentuales son inversión pública. No podemos, con tan solo la inversión pública, alimentar las necesidades crecientes de empleos y pasar de la informalidad a la formalidad, gradualmente, a 25 millones de mexicanos que requieren seguridad social y pensiones", apuntó.