Regulador cumple 'deseo' de Bartlett y sube tarifas a privados
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Regulador cumple 'deseo' de Bartlett y sube tarifas a privados

COMPARTIR

···
menu-trigger

Regulador cumple 'deseo' de Bartlett y sube tarifas a privados

bulletLa CRE no detalló el porcentaje de aumento que se aplicará a los costos de transmisión de las compañías, ni la metodología a utilizarse.

Diana Nava
28/05/2020
Actualización 28/05/2020 - 20:18
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La Comisión Reguladora de Energía (CRE) aprobó este jueves un proyecto para aumentar las tarifas de transmisión que las centrales de autoabasto construidas antes de la reforma energética pagan a la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Manuel Bartlett, director de la empresa eléctrica nacional, dijo el lunes pasado en una entrevista con Bloomberg que solicitó a los reguladores del sector aumentar de inmediato los costos de transmisión que las compañías privadas pagan por utilizar la infraestructura de compañía nacional.

"El sector privado y todas las partes interesadas conocen la solicitud", dijo a Bloomberg. “No es un secreto. Quiero que lo resuelvan ahora, ya lleva más de medio año", agregó.

La CRE, el regulador del mercado eléctrico, aprobó este jueves la medida con el voto favorable de sus siete comisionados. En la sesión no se detalló el porcentaje de aumento que se aplicará a los costos de transmisión de las compañías, ni la metodología a utilizarse.

La oficina de comunicación de la CRE fue consultada sobre el tema, para conocer el porcentaje de aumento en las tarifas de transmisión, pero hasta ahora no ha ofrecido comentarios.

La medida será aplicada a las centrales renovables y de cogeneración eficiente que obtuvieron un permiso antes de la emisión de la Ley de la Industria Eléctrica (LIE), conocidas como legadas. Las tarifas a aumentar son conocidas en el sector como porteo estampilla y porteo térmico o convencional.

Los críticos de la medida aseguran que ésta podría quitar la rentabilidad a algunas centrales de generación eléctrica o volver más cara la electricidad generada vía estas plantas con lo que se obligará a consumidores industriales o comerciales a comprar la electricidad a CFE.

Si los aumentos son grandes, los proyectos podrían quebrar y las industrias afectadas se obligarían a comprarle esa electricidad a la CFE más cara y sucia que la que autogeneran hoy, reflejando los precios en los bienes y servicios que producen o cerrando si los productos están referidos a precios internacionales (commodities), señala una fuente que pidió no ser citada.

“Si son muy grandes (los incrementos) se pueden tener casos en los que la CFE adquiera mayor participación de mercado o habrá posiciones en los que los proyectos ya no pueden cubrir sus obligaciones”, explica Pablo Zárate, managing director de FTI Consulting.

Participantes del sector estiman que la medida impactará a cerca del 10 por ciento de las plantas que actualmente generan energía en el país.