Economía

Reformas propuestas por Gobierno alientan temor a caída de la inversión privada en México: Banco Mundial

Para 2022 y 2023, el Banco Mundial prevé que la economía de México pudiera crecer un 3% y un 2.5%, respectivamente.

La inversión privada en México será afectada "significativamente" si no se modifican las reformas propuestas por el Gobierno federal, relacionadas con la participación del sector privado, particularmente en la industria energética, sentenció el Banco Mundial.

"La inversión privada en México puede verse significativamente afectada si no se modifican las reformas propuestas relacionadas con la participación del sector privado, particularmente en la industria energética. Así, la ya gradual recuperación de la inversión será más lenta si no se ajusta el enfoque hacia la participación del sector privado", aseveró  la organización multinacional especializada en finanzas y asistencia.

De acuerdo con el "Informe semestral de la región de América Latina y el Caribe", elaborado por el Banco Mundial, la recuperación de la economía mexicana en el 2021 depende de la velocidad de la vacunación, el crecimiento de Estados Unidos y de la recuperación de los mercados laborales, por lo que el organismo estima que nuestro país podría crecer este año un 4.5 por ciento.


Sin embargo, añadió, para permitir una recuperación mejor y sostenida en el mediano plazo, México también necesitará enfrentar algunos de los desafíos más apremiantes antes de la crisis para el crecimiento y la inclusión, que al mismo tiempo, son cuellos de botella para la creación de empleo ahora.

Tales como el acceso al financiamiento; la reducción de la carga regulatoria; la habilitación de una infraestructura resiliente; la mejora de los servicios públicos y la facilitación del acceso al mercado laboral. A corto plazo, la incertidumbre sobre la dinámica de la pandemia seguirá pesando sobre la demanda interna hasta que una gran parte de la población esté vacunada, dijo el organismo liderado por David Malpass.

El organismo describió que "los amortiguadores fiscales erosionados, combinados con presiones de gasto crecientes y demoradas (en servicios públicos e infraestructura) y el objetivo de las autoridades de salvaguardar la sostenibilidad de la deuda, exigen una reforma tributaria para habilitar el espacio fiscal. Además, para ganar credibilidad en el mercado, se necesitará un cambio radical en la situación financiera de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Para el 2022 y el 2023, el Banco Mundial prevé que la economía de México pudiera crecer un 3.0 por ciento y un 2.5 por ciento, respectivamente, tasas inferiores al que registraría este 2021 de 4.5 por ciento.


Cadenas de valor

Durante la presentación de dicho estudio este lunes, Martín Rama, economista en jefe para América Latina y el Caribe del Banco Mundial, destacó que México fue el país en América Latina que menos estímulos dio a su economía, dejando en una posición difícil a las familias mexicanas, pero no aumentó su deuda, por lo que fue un costo beneficio para el país.

"Por el lado positivo, México tiene las ventajas de ser parte del acuerdo T-MEC, estar altamente abierto al comercio y tener una base de fabricación sólida bien conectada con las cadenas globales de valor (CGV), lo que presenta importantes oportunidades", dejó entre ver Rama.

En la región, sentenció el especialista del Banco Mundial, hay mucho camino por recorrer en materia energética, pues los precios son muy elevados y América Latina tiene todo los incentivos (aire, sol, mar) para apuntalar las energías renovables y en el futuro crear estrategias que permitan hacer la energía más barata para las familias y para las industrias de la región.

Te puede interesar: