Economía

Reformas al Banxico ponen en riesgo las reservas y atentan contra la autonomía: subgobernador Esquivel

El subgobernador señaló que la aprobación en el Senado es lamentable y espera que se corrija en San Lázaro.

El subgobernador del Banco de México (Banxico), Gerardo Esquivel, dijo este miércoles que las reformas al Banco Central en materia de captación de divisas aprobadas en el Senado ponen en riesgo las reservas internacionales y atentan contra la autonomía del organismo.

En su cuenta de Twitter, Esquivel agregó que la aprobación en el Senado de la República es lamentable y que espera que en la Cámara de Diputados se corrija la situación.

Con 70 votos a favor, 23 en contra y una abstención, el Senado aprobó este miércoles en lo general y en lo particular y los artículos reservados con las modificaciones aceptadas al dictamen que reforma la Ley del Banco de México, en materia de captación de divisas.


"Los montos que no puedan repatriarse serán comprados por el Banco de México, para lo cual el Banco, escuchando a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores y la Secretaría de Hacienda y Crédito Público regulará el procedimiento de compra al tipo de cambio vigente", se lee en el dictamen.

Asimismo, las reformas, impulsadas por el senador Ricardo Monreal, buscan establecer las bases mínimas que deberán aplicar las entidades financieras y otros intermediarios, para que la recepción de los dólares en efectivo por parte del Banco de México (Banxico) cuente con herramientas eficaces para la prevención de operaciones con recursos de procedencia ilícita y de financiamiento al terrorismo.

Con esta iniciativa se reforman los artículos 20 y 34, y se adicionan los artículos 20 bis y 20 ter, a la Ley del Banco de México.

Monreal descarta peligro de lavado

Al respecto, el senador morenista, Ricardo Monreal, indicó que los cambios a la Ley de Banxico en materia de captación de divisas no significan "ninguna agresión a la autonomía, ni temor o peligro de que se filtre lavado de dinero", solo pondrán a trabajar "un poco más" al banco central.


Entrevistado al término de la votación del dictamen aprobado, el senador morenista que impulsó los cambios y presidente de la Junta de Coordinación Política consideró que no se afecta la autonomía del Banco de México y desde su punto de vista es "progresista".

Dijo que la propuesta incluyó un atenuante para que no afecte al banco central, ya que es una iniciativa de carácter social "en donde se pretende repatriar los dólares, que son una moneda de origen, y que el Banco de México pueda incorporarlos potestativamente como reserva nacional e internacional de México".

Aseguró que la iniciativa resuelve el hecho de que connacionales, que regresan principalmente en fechas festivas, reciban un tipo de cambio justo, por lo que tiende a regularizar las divisas extranjeras y le da facultades al Banxico para que incorpore los dólares como reserva.

Agregó que en la reforma se establece que el banco central decidirá los procedimientos que pondrá en marcha respecto a aquellos montos que no puedan repatriarse y que serán comprados por el Banco de México, para lo cual, el Banco central, escuchando a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, así como a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, regulará el proceso de compra al tipo de cambio vigente.

El procedimiento de compra de divisas incluirá la obligación de las instituciones de crédito para contar con procesos, sistemas y personal adecuados para recabar, verificar y conservar la información de identificación de sus clientes o que permita evaluar el riesgo que pueden representar en la materia.

"No hay forma de que se muestre (lavado de dinero) en México hay mecanismos de control impresionante para evitar eso (lavado de dinero) no hay forma de que se pueda convertir en esta situación de lavar dinero, es totalmente absurdo y es un razonamiento que a mí no me pudieron demostrar en dónde, cuando hay mecanismo de control y de supervisión, eso no es cierto", argumentó.

Añadió que tampoco hay posibilidad de que al banco central se le congelen cuentas.

"Lo que pasa es que el Banco de México tiene que sacudirse su conservadurismo y ver más por la gente", calificó.

Hay que ver que no tenga consecuencias: Banqueros

Para la Asociación de Bancos de México (ABM) es una iniciativa que tienen que analizar, ya que buscan que no tenga consecuencias en sus operaciones.

Al respecto, Eduardo Osuna, vicepresidente de la ABM, explicó que es muy importante mantener la autonomía del Banco de México y no desestimar la relevancia que tiene para la estabilidad del sistema financiero mexicano y, por lo tanto, del país.

"El otro componente de esto es que al hacer al Banco de México como un tomador de última instancia, le estamos trasladando un riesgo del lavado de dinero que está muy bien descrito por parte del banco central y la iniciativa tiene esta parte social que tiene una lógica de cómo le damos acceso a aquellos dólares de algunos migrantes y las zonas turísticas que todavía no están entrando al sistema por diferentes motivos", detalló.

Por ello, consideró que la banca comercial debe seguir incrementando sus capacidades de recepción de esos dólares.

Además, dijo que el sector ha trabajado durante muchos años en todos los rubros de prevención de lavado de dinero alineados con toda la normativa, incluso, con el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI).

"Esto también protege al sistema financiero mexicano, y además fortalece las capacidades de la banca comercial en México y todos los corresponsales que están recibiendo dólares en Estados Unidos", explicó.

Eduardo Osuna añadió que uno de los grandes retos del sistema financiero es cómo protegemos al sistema en su conjunto en términos de lavado de dinero, y también proteger al banco central.

"Hay, sin duda, cosas que resolver, y me parece que las pláticas que hemos tenido con el banco central van en esa línea de crear algunos grupos de trabajo para resolver estas cosas que están saliendo, que tienen claramente todavía una oportunidad de mejora. Pero insisto, hay que mantener al máximo la autoridad del banco central que es un pilar para la estabilidad económica de este país", explicó.

Para Luis Niño, presidente de la ABM, la banca debe cuidar que cualquier dólar que llegue a México "que sea legítimo, que venga en efectivo, tenga un buen destino para que quien lo trae lo pueda convertir a pesos libremente al mejor precio en las mejores circunstancias".

"Eso todos queremos, nadie se opone a eso", indicó.

Detalló que el trabajo de prevención de lavado de dinero, que es muy detallado y muy delicado, requiere de grandes inversiones en tecnología, en capacitación, en procesos, controles, sistemas, bases de datos, lo cual seguirá realizándose por parte de los bancos.

"Nosotros como asociación tenemos que plantearles al Senado los efectos que tiene en nuestra operación, y eso lo estamos construyendo y lo vamos a presentar detalladamente para estar seguros que no tenemos problemas, que no tengamos problemas como consecuencia de la iniciativa", abundó.

Sin embargo, aseguró son respetuosos no solo de la autonomía del Banco de México, sino de la relación que tiene el Banco de México con el Poder Legislativo.

"Todos trabajamos para que México mejore. Esperemos que la iniciativa del senador Monreal vaya en ese sentido", finalizó.

Con información de Jeanette Leyva.