Economía

Precio de la tortilla debe mantenerse sin cambios hasta mediados de 2021: SE y Sader

Las autoridades indicaron que no hay presiones inflacionarias que avalen un aumento a este producto y que cualquier incremento viola la Ley Federal de Protección al Consumidor y la Ley Federal de Competencia Económica.

El Gobierno federal determinó que el precio de la tortilla a nivel nacional debería mantenerse sin cambio, por lo menos, hasta mediados del próximo año, por lo que actualmente no existe ninguna justificación para aumentar su precio.

En un comunicado conjunto, la Secretaría de Economía y la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) informaron que no hay presiones inflacionarias que avalen un aumento a este bien alimenticio.

"Por lo que las recientes expresiones de empresas o personas sobre supuestos aumentos podrían constituir violaciones a la Ley Federal de Protección al Consumidor y a la Ley Federal de Competencia Económica", detallaron.


El miércoles, Homero López García, presidente del Consejo Nacional de la Tortilla, señaló en entrevista con El Financiero Bloomberg, que desde el primer bimestre de 2020, la industria de la tortilla ha tenido que afrontar diversos aumentos en el costo de sus operaciones, por lo que a partir del primero de diciembre el precio del kilo de tortilla se elevaría en un peso.

Con el fin de evitar aumentos injustificados en los insumos que pudieran impactar en el precio final de la tortilla, las autoridades del Gobierno de México han venido monitoreando permanentemente la estructura de costos de todos los eslabones del conjunto de la cadena productiva maíz grano-masa-harina-tortilla.

"Las cosechas del ciclo agrícola Primavera-Verano 2020 registran una producción favorable, por lo que hay disponibilidad del grano y, actualmente, el precio del maíz se ubica en alrededor de 4 mil 700 pesos por tonelada al productor, y de 5 mil 450 pesos por tonelada en molino, lo que permite un funcionamiento adecuado de la cadena productiva", señaló la Sader.

En reunión virtual, la secretaria Graciela Márquez Colín y el secretario Víctor Villalobos Arámbula coincidieron en llevar acciones conjuntas en la evaluación de las cosechas de maíz, costos de producción y procesos industriales para determinar, en consenso, un precio de la tortilla asequible y que refleje las condiciones de competencia del mercado.

Asimismo, los secretarios pusieron al tanto a la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) y a la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) sobre los anuncios realizados por algunos agentes económicos para los efectos legales a que haya lugar.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el precio de la tortilla de maíz se ha mantenido en línea con la inflación.

En octubre pasado, el precio de las tortillas presentó un alza de 4.08 por ciento a tasa anual, cifra casi idéntica al 4.09 por ciento que reportó la inflación general de precios a nivel nacional.

Te recomendamos: