Peso arranca semana a la baja
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Peso arranca semana a la baja

COMPARTIR

···
menu-trigger
Economía

Peso arranca semana a la baja

bullet

07/01/2013
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
Esteban Rojas H
 
En una sesión sin noticias que dieran dirección, los participantes del mercado cambiario nacional optaron por un movimiento defensivo, al tomar utilidades, después de las fuertes ganancias del peso observadas en la semana pasada.
 
El dólar en operaciones de mayoreo cerró el lunes en 12.7745 unidades a la venta, de acuerdo con información publicada por el Banco de México. En el día, el peso retrocedió 1.99 centavos, semejante a 0.16%.
 
Los participantes no movieron significativamente sus posiciones en dólares, lo que se reflejó en un estrecho margen de negociación.
 
La cotización máxima y mínima del tipo de cambio se ubicó, al inicio de la semana, en 12.7859 y 12.7589 unidades, respectivamente.
 
La moderada toma de utilidades se dio después de la fuerte alza de la semana pasada, cuando el peso se apreció 2.02%.
 
Por el momento, el tipo de cambio no parecería encontrar el suficiente estimulo para poner a prueba el importante soporte ubicado en 12.70 unidades.
 
Por su parte la resistencia clave se encuentra en 13.15 unidades, en el mercado de mayoreo.
 
En el frente externo, el euro empezó la semana con el pie derecho, al ubicarse por arriba de la barrera de 1.31 dólares, alentado por una dato positivo en materia de confianza del consumidor en el Viejo Continente.
 
En el corto plazo, parecería que la moneda comunitaria no tendría la fuerza suficiente para ir más allá de 1.33 unidades. Por su parte el soporte intermedio se encuentra en 1.30 dólares
 
Por otro lado tampoco sería deseable una mayor fortaleza del euro en momentos en que Europa se encuentra sumergida dentro de una recesión.
 
En tanto que el yen se tomó un respiro al ubicarse por debajo de 88.0 unidades, con lo que se levantó de mínimos de dos años y medio.
 
El ajuste se considera una sana toma de utilidades y no cambia la percepción de que Japón está interesado en contar con una divisa débil, para impulsar a su sector exportador.