menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

ISSSTE afirma que las pensiones están garantizadas

COMPARTIR

···
menu-trigger

ISSSTE afirma que las pensiones están garantizadas

bulletHéctor Santana Suárez, secretario general del instituto, refirió que las pensiones son uno de los mayores desafíos del Estado mexicano, pero aseguró que están garantizadas.

Clara Zepeda
24/04/2019
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

En el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), las pensiones están garantizadas por el Estado mexicano, sostuvo Héctor Santana Suárez, secretario general del Instituto.

Pese a que Mario Zenteno Santaella, director de Normatividad de Administración y Finanzas del ISSSTE declaró el pasado lunes que el instituto está en “quiebra financiera”, Santana Suárez refirió que las pensiones son uno de los mayores desafíos del Estado mexicano, pero aseguró que están garantizadas en el Instituto que representa.

En el marco de la “Semana de Seguridad Social. ¿Es necesaria una reforma al sistema de pensiones?”, realizada en el Senado, Héctor Santana sostuvo que en el ISSSTE es necesario reestablecer los equilibrios financieros, y que se regularicen las dependencias y entidades que les adeudan, y precisó: “necesitamos de esos recursos para mejorar la atención de los servicios que ofrecemos”.

Sin embargo, reconoció que el instituto también enfrenta retos en que la proporción entre los trabajadores activos y los pensionados se ha modificado sustancialmente en un año, ya que de cuatro trabajadores activos por cada trabajador pensionado, hoy es de 2.5 trabajadores en activo por un pensionado. Mientras que la tasa de reemplazo es baja.

El instituto está encargado de pagar las pensiones de trabajadores al servicio del Estado como maestros y médicos, una obligación a la que el mismo ISSSTE debe hacer frente en medio de una supuesta crisis financiera, aunque en caso de que no tuviera los recursos para hacerlo, el gobierno inyectaría las cantidades necesarias para no incumplir con dichos pagos, lo que generaría una presión adicional a las finanzas públicas del país.