Estiman lento crecimiento de la inversión en México
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Estiman lento crecimiento de la inversión en México

COMPARTIR

···

Estiman lento crecimiento de la inversión en México

El gobierno estima un crecimiento de 0.6 por ciento en la formación de capital para este año, y de 1.2 por ciento para el próximo, por lo que los expertos ven difícil que la economía mexicana crezca 4% como lo ha planteado la actual administración.

Eduardo Jardón
08/04/2019
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La inversión productiva en México como proporción del PIB mantendrá su tendencia a la baja en los dos primeros años de este gobierno, por lo que seguirá limitando el crecimiento económico.

De acuerdo con los Pre-Criterios para 2020, el gobierno estima un crecimiento de 0.6 por ciento en la formación de capital para este año, y de 1.2 por ciento para el próximo.

Con estas cifras, este indicador se ubicará en 21.9 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) en este año y en 21.7 por ciento para 2020, cada vez más lejos del 25 por ciento que se requiere para la economía mexicana avance a un ritmo de cuatro por ciento.

En los países de ingreso medio alto, en el que se clasifica México, de acuerdo con el Banco Mundial, la inversión promedio representa 32 por ciento del PIB. En los países emergentes que lideran el crecimiento económico mundial esta cifra es mucho mayor. En China es de 44 por ciento, en Indonesia 33 por ciento y en la India 31 por ciento.

Raymundo Tenorio, catedrático del Tec de Monterrey, indicó que la inversión fija bruta requiere crecer cinco por ciento entre 2019 y 2021, para que en 2022 la economía crezca de 3.7 a 4 por ciento, no antes.

“Si la inversión sigue creciendo mediocremente, estamos condenados a seguir creciendo a un nivel promedio de 2 por ciento máximo”, indicó.

Para Sergio Negrete, catedrático de la Escuela de Negocios del ITESO, las expectativas de crecimiento de la inversión del gobierno son demasiado optimistas, sobre todo por el entorno negativo para la inversión privada.

“No veo factible estos crecimientos, sobre todo por los obstáculos que se están observando en la inversión privada, varias señales del gobierno son negativas, o son acciones concretas que frenan la inversión”, mencionó.

Negrete detalló que factores como la cancelación del NAIM y el freno a las inversiones en el sector energético, inhiben que la IP destine mayores recursos a proyectos productivos. A este problema se suma el hecho de que una mayor inversión del sector público no necesariamente genera crecimiento cuando va a proyectos ineficientes, como sería el caso de la refinería.

“Ante una menor expectativa de crecimiento se desalientan las inversiones. Adicionalmente, la adjudicación por invitación restringida a asignación directa de obras públicas desalienta la competencia”, dijo Miguel González, coordinador del Centro de Estudios Financieros y de Finanzas Públicas de la UNAM.

Indicó que ante este panorama, sólo se puede esperar una recesión en el país, que aunque moderada, continuará hasta el próximo año.