El peso se tiñó de rojo en febrero, pierde 0.25%
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

El peso se tiñó de rojo en febrero, pierde 0.25%

COMPARTIR

···
Economía

El peso se tiñó de rojo en febrero, pierde 0.25%

28/02/2013
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
Esteban Rojas H.
 
El ambiente económico no le fue favorable al peso en febrero, al registrar un balance acumulado negativo, que terminó con una racha de tres meses consecutivos de avance.
 
El dólar perdió terreno el jueves al cerrar en 12.7489 unidades a la venta. Lo que implicó para el peso un moderado avance de 1.71 centavos, semejante a 0.13%.
 
Durante febrero, el tipo de cambio registró una cotización máxima en 12.9015 y una mínima en 12.61 pesos en operaciones de intradía, de acuerdo con cifras reportadas por el Banco de México (Banxico).
 
El comportamiento de la moneda nacional estuvo marcado, en el segundo mes del año, por factores de diversa índole.
 
En lo externo, por los claroscuros en la economía norteamericana y por la incertidumbre en cuanto a la entrada de nuevos recortes al gasto. En Europa, volvieron a resurgir las preocupaciones por la crisis de deuda. En lo interno, sobresalió la posibilidad de que Banxico pueda bajar su tasa de referencia y las señales de debilidad en algunas variables de la actividad productiva y en la generación de divisas en algunos rubros de las cuentas con el exterior.
 
El balance de riesgos no favoreció al peso, lo que llevó en un cierto momento a que estuviera a punto de perder las ganancias acumuladas en el año, aunque al final terminó con un pobre avance en el primer bimestre de 0.94%, muy por debajo de 8.50% del mismo periodo del año anterior.
 
Los vientos en contra del peso, hicieron que en la presente semana intentara romper al alza la parte alta de un congestionamiento que se mantenía desde mediados de enero, el cual finalmente respeto, al volver a cotizar por debajo de la barrera de 12.80 unidades.
 
Ahora la primera línea de defensa se ubica en 12.90 pesos. En tanto que por el momento no se ven condiciones para que el tipo de cambio intente romper, a la baja, el soporte ubicado en 12.55 unidades.
 
En febrero volvió a resurgir el debate en torno a la existencia y alcance de una guerra de divisas.
 
Las condiciones de bajo crecimiento, acompañadas de políticas expansivas, principalmente en las naciones desarrolladas, son el principal caldo de cultivo que todavía podrían incentivar a las devaluaciones competitivas.
 
Entre las divisas que probablemente estén bajo presión de baja serían el yen, el dólar, el euro y la libra. Mientras que una buena parte de las monedas de naciones emergentes apuntarían a apreciarse, sobre todo en caso de que persista una extensión en la entrada de flujos de capital de cartera.