El papel del consumidor de energía eléctrica está por cambiar... ¿cómo?
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

El papel del consumidor de energía eléctrica está por cambiar... ¿cómo?

COMPARTIR

···

El papel del consumidor de energía eléctrica está por cambiar... ¿cómo?

La implementación de tecnologías como blockchain e inteligencia artificial puede cambiar su participación a una más activa, con el poder de decidir qué tipo de energía quiere consumir, señalaron expertos en el 'Foro Energy Meet Point'.

Diana Nava
18/09/2019
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La forma en que por ahora concebimos al consumidor de energía eléctrica se encuentra en una transformación acelerada. Hasta ahora, el consumidor no ha tenido la oportunidad de cuestionar de dónde proviene la energía que consume ni conocer de forma transparente los costos del servicio.

No obstante, la implementación de tecnologías como blockchain, internet de las cosas y el mayor uso de fuentes alternativas de generación, como los sistemas fotovoltaicos, cambiarán el papel del consumidor dentro de esta cadena, coincidieron especialistas en el 'Foro Energy Meet Point: innovación que impulsa al sector energético'.

El siguiente paso es una transformación de consumidor a prosumidor, es decir, de alguien cuyo papel en la cadena sólo se basa en aceptar lo que proviene de las compañías generadoras de energía a un consumidor completamente activo con poder de decidir qué tipo de energía quiere consumir -eólica, solar o proveniente de fuentes fósiles- y qué generará de forma doméstica electricidad para intercambiar con otros participantes de la red.

“Un mensaje para ustedes y para la Secretaría (de Energía) es no se cierren al futuro”, apuntó Paul Sánchez, fundador de Ombudsman Energía Mexico. Hasta ahora, dijo, la generación eléctrica se ha mantenido centralizada, y no ha permitido al consumidor tomar un papel activo.

Las tecnologías como blockchain -la cadena de bloques que dio origen al bitcoin-, el internet de las cosas y la inteligencia artificial darán paso a un sistema eléctrico que integre dispositivos como medidores y redes inteligentes.

Entre otras cosas, esto permitirá, a los consumidores monitorear el costo en tiempo real de la energía eléctrica que están consumiendo y a las compañías reducir sus costos y conocer mejor a sus clientes.

Existen tres factores que deben priorizarse en cuanto al futuro de la red eléctrica, dicen los expertos: aumentar el acceso al gas natural -uno de los combustibles más económicos-, priorizar al mercado mayorista y repensar al sector eléctrico como uno en el que la generación no debe depender de un solo participante.