menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

IP demanda más apoyos para la recuperación económica

COMPARTIR

···
menu-trigger

IP demanda más apoyos para la recuperación económica

bulletLa Coparmex y la Concamin propusieron un Gran Acuerdo Nacional para aminorar el impacto de la crisis en el empleo y el ingreso de los hogares, de la mano del fortalecimiento productivo.

Leticia Hernández
03/08/2020
Actualización 03/08/2020 - 1:35
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El gobierno aún puede aplicar medidas que ayuden a contener el deterioro de la economía, a pesar de la caída de 18.9 por ciento que registró el Producto Interno Bruto (PIB) en el segundo trimestre de este año, a través de un Gran Acuerdo Nacional para encaminar acciones que aminoren el impacto de la crisis en el empleo y el ingreso de los hogares, de la mano del fortalecimiento productivo, señalaron organismos empresariales

Por un lado, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) propone la implementación de Remedios Solidarios, que incluyen un Salario Solidario, un subsidio al pago de la nómina para cuidar el empleo, así como un Seguro Solidario, que consiste en un ingreso mínimo vital para brindar un apoyo a los trabajadores que han perdido su empleo; y un Bono Solidario, para incentivar la generación de nuevos empleos.

“Solo el Gobierno Federal es capaz de inyectar los recursos necesarios para recuperar la economía nacional, tras la caída que ha provocado que perdamos nueve años de crecimiento económico”, señaló el organismo en un comunicado.

Las cifras de la economía en el segundo semestre muestran una contracción en los tres sectores económicos. El peor desempeño se registró en las actividades industriales con una caída anual del 26 por ciento, seguido por las actividades de servicios y consumo que disminuyeron 15.6 por ciento anual. Finalmente, las actividades primarias descendieron 0.3 por ciento anual.

“Los datos del PIB al segundo trimestre del 2020 del INEGI muestran una caída anual de 18.9 por ciento. Con esto se confirma la peor contracción económica desde que se tiene registro”, apuntó Gustavo de Hoyos Walther, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), en su cuenta de Twitter.

Por otra parte, la Confederación de Cámaras Industriales de México (Concamin) propuso, en un posicionamiento, alcanzar un Gran Acuerdo Nacional que ayude a fortalecer el sistema productivo para que redunde en la generación de empleo mejor pagado.

De no aplicar el acuerdo, “México tardará más de dos años en recuperar el terreno perdido”, advirtió.

A detalle, el acuerdo incluiría un Programa de Política Industrial Integral, así como una estrategia detallada para enfrentar los desafíos y las oportunidades del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), con la finalidad de garantizar que las importaciones no representen una competencia desleal, y generar una estrategia de desarrollo regional y sectorial.

La Concamin considera que bajo dicha estrategia, México podrá acelerar su recuperación económica y con ello generar un entorno propicio para incrementar la inversión que ello requiere y la creación de empleo bien remunerado, un compromiso del organismo.

Por su parte, el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) advirtió que de seguir sin políticas de estímulo a la inversión y al empleo, existe el riesgo de un nulo crecimiento al finalizar el sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador.

“Si no hay un golpe de timón en la política económica que impulse y genere inversión y empleo productivo, el crecimiento económico promedio al final del actual sexenio podría ser prácticamente de cero o incluso hasta negativo”, expuso en su comentario semanal.

El CEESP estima que ante la pérdida de empleo y el deterioro del mercado laboral con jornadas reducidas y recortes salariales, será necesario crear 20 millones de empleos de tiempo completo, “lo que se ve simplemente imposible con un ritmo de crecimiento tan bajo como el que se prevé para los próximos años”, dijo.

Explicó que aunque es previsible un mejor desempeño de los principales indicadores económicos en los siguientes meses, esto solo podría hacer que al cierre del año la caída de la economía no sea tan elevada como la del segundo trimestre. El hecho es que las expectativas siguen siendo considerablemente negativas y a pesar de ello no hay respuesta de las autoridades, explica en el documento.