Economía

BofA mejora pronóstico para economía de México en 2021 a un crecimiento de 3% desde 2.5%

El problema es que el Gobierno quiere cambiar muchas cosas y es hora de que se planteen reglas del juego que permanezcan y no generen incertidumbre, apuntó Carlos Capistrán.

La economía de México tendría un aumento de 3 por ciento este año, luego de una contracción esperada de 8.5 por ciento en todo 2020, estimó Carlos Capistrán, economista en jefe para México y Canadá de Bank of America Securities (BofA).

En diciembre, Bank of America estimó para este año un alza de 2.5 por ciento.

El experto indicó en conferencia de prensa que es necesario que la actual administración otorgue mayor certidumbre que abone a la incipiente recuperación económica para este año.


"El problema es que (el Gobierno) quiere cambiar muchas políticas, quiere cambiar la Ley del trabajo para el outsourcing, quiere cambiar la Ley de Banxico, quiere cambiar la Constitución para eliminar algunos organismos autónomos, quiere cambiar y cambiar y eso genera incertidumbre, entonces lo que necesitamos es un periodo en donde se planteen las reglas del juego y esas no vayan a cambiar en un buen rato y eso permite a los inversionistas tener tranquilidad", expuso.

Respecto a lo planteado en días recientes por el gobernador del Banco de México (Banxico) sobre el hecho de que el país podría crecer hasta 5.3 por ciento si se acelera la vacunación en el país, Capistrán consideró que es factible, sin embargo, con las políticas observadas, se estima un aumento de solo 3 por ciento para este año.

"¿Deberíamos estar creciendo más? Sí, ¿México podría crecer 5, 6, 7 o 8 por ciento este año? Sí, ¿Cuánto va a crecer? Probablemente, a menos que se cambien las políticas que estamos siguiendo, vamos a crecer algo como 3 por ciento este año", aseveró.

Indicó que la decisión del Ejecutivo sobre la posible eliminación de organismos autónomos y los posibles cambios a la Ley de Banxico podría deteriorar la calidad crediticia de México, lo que pone en riesgo de nuevos recortes al soberano por parte de las agencias calificadoras.


"De materializarse estos cambios que están a discusión en el Congreso, y en la medida que esos cambios debiliten la fortaleza institucional de México, sin duda serían una de las cosas que afectaría la calificación de México y pudiera hacer que México perdiera el grado de inversión", abundó.

Aseveró que existe el riesgo de que las medidas restrictivas se extiendan en varios estados, por lo que en el primer cuarto de este año se podría ver una cercana al 4 por ciento comparado con el último trimestre del año previo.

"Todo el primer trimestre, trimestre a trimestre podría caer 4 por ciento; como estamos viendo el aumento en el número de casos, de muertes y hospitalizaciones, es posible que las restricciones que estamos viendo tengan que extenderse por un periodo mayor al que se tiene actualmente, y entonces es posible que no sólo se afecte diciembre y enero, sino incluso también febrero", comentó.