Banco de México enfría optimismo del mercado cambiario nacional
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Banco de México enfría optimismo del mercado cambiario nacional

COMPARTIR

···
menu-trigger
Economía

Banco de México enfría optimismo del mercado cambiario nacional

bullet

20/01/2013
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
Esteban Rojas H
 
El Banco de México enfrió por el momento el optimismo reinante en el mercado cambiario nacional, al dejar la puerta abierta a una posible reducción en su tasa de interés de referencia, en caso de que la inflación siga dando muestras de un comportamiento favorable.
 
El dólar resurgió de mínimos de 16 meses luego de finalizar el viernes en 12.666 unidades a la venta en operaciones de mayoreo. En el día, el peso retrocedió 10.20 centavos, o bien 0.81%, de acuerdo con cifras publicadas por el Banco de México.
 
La posibilidad de que el instituto central disminuya su tasa objetivo, actualmente en 4.50%, restó incentivos para seguir apostando a favor del peso.
 
Una reducción en los réditos podría disminuir la competitividad de algunas inversiones, como las realizadas en el mercado de deuda gubernamental por parte de extranjeros.
 
El retroceso del peso, observado el viernes, cambió su balance a negativo en 0.14% durante el periodo del 14 al 18 de enero, cortando una racha positiva de 2 semanas de ganancias.
 
Otros aspectos rescatables del comunicado de política monetaria de Banco de México, y que pueden limitar el potencial de apreciación de la moneda nacional, se relacionan con la advertencia de que la economía estadunidense registrará un pobre desempeño en el presente año. De ser así, los ingresos de divisas serían afectados.
 
El menor dinamismo en las exportaciones le restará puntos al crecimiento económico de nuestro país. En estas condiciones, contar con un peso demasiado fuerte no es conveniente.
 
En el corto plazo, el tipo de cambio en operaciones de mayoreo presenta un soporte y una resistencia en 12.60 y 12.82 pesos por dólar, respectivamente.
 
El rebote de la moneda nacional no fue tan relevante, como resultado de la expectativa de una baja en la tasa de referencia de Banco Central, por lo que incluso se le podría tomar como una sana toma de utilidades. Ello es una muestra de la solidez de la moneda nacional.
 
En condiciones donde puede prevalecer un balance de riesgos en contra de la actividad económica, se justificaría una reactivación del mecanismo de la compra de dólares por parte del Banco de México, en caso de que el tipo de cambio cotizara muy por debajo de la barrera psicológica de 12.50 pesos por dólar.
 
El próximo jueves se conocerá la inflación para la primera quincena de enero, lo que podrá servir para modular las expectativas en cuanto a tasas de interés y su equilibrio con el tipo de cambio.