Altos niveles de inseguridad y definición de reglas para infraestructura detienen inversión: ABM
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Altos niveles de inseguridad y definición de reglas para infraestructura detienen inversión: ABM

COMPARTIR

···
menu-trigger

Altos niveles de inseguridad y definición de reglas para infraestructura detienen inversión: ABM

bulletLuis Niño de Rivera, líder de los banqueros, aseguró que hay elementos muy valiosos en la presente administración que permiten cumplir a la banca con su cometido de manera eficaz.

Jeanette Leyva Leticia Hernández Zenyazen Flores
13/03/2020
Luis Niño de Rivera, presidente de la ABM.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

ACAPULCO, Guerrero.- El presidente de la Asociación de Banqueros de México (ABM), Luis Niño de Rivera, aplaudió este viernes la disciplina fiscal del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, pero acusó que los altos niveles de inseguridad y la necesidad de una definición de las reglas para proyectos de infraestructura detienen la inversión.

Al clausurar la 83 Convención Bancaria, aseguró que hay elementos muy valiosos en la presente administración que permiten cumplir a la banca con su cometido de manera eficaz.

Estos elementos son una disciplina fiscal “férrea”, un plan de austeridad “efectivo” en el gasto público, el respeto a la autonomía del Banco de México y una inflación baja, dijo el líder de los banqueros.

Pero también hay otros como incrementos en los salarios reales de los trabajadores, incrementos en el empleo, el combate a la corrupción y la ratificación y próxima puesta en marcha del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

“En contrapartida -dijo- detienen la inversión y el desarrollo pleno de nuestra actividad y el avance económico, los altos niveles de inseguridad y violencia, la falta de un sistema judicial transparente, eficaz y expedito y la necesidad de una definición y consistencia en las reglas de inversión para los proyectos de infraestructura”, sostuvo.

Niño de Rivera señaló que la administración eficaz requiere de estabilidad de procesos y controles, y reglas claras con una aplicación consistente.

“Naturalmente que un cambio de esta magnitud y de estas consecuencias tiende a producir desconfianza. Recordemos que el capital y los inversionistas van a donde ven oportunidades y permanecen en donde encuentran confianza”, afirmó.

El presidente de los banqueros garantizó que ante la turbulencia actual en los mercados y las posibles implicaciones económicas que tenga la crisis de salud internacional y la caída de los precios de petróleo, “la banca está lista, siempre para trabajar con sus clientes, con los reguladores y con la banca de desarrollo para salir adelante lo más pronto posible”.

Niño de Rivera realizó un balance a un año de que tomó la presidencia de la ABM, dentro del cual, reveló que a un año de que se anunció en la convención el CoDi, hoy por hoy es una realidad que ya superó la meta, ya que originalmente se propuso que por lo menos 1.5 millones de teléfonos inteligentes descargaran el QR, pero al 31 de diciembre se rebasó la meta de 1.6 millones de aplicaciones instaladas.

Sin embargo, admitió que la transaccionalidad no está en los niveles que deseamos, por ello, la principal tarea para el resto del presente año es llevar “sustancialmente” hacia arriba el número de comercios que cobren con CoDi, con el fin de incrementar su uso exponencialmente.

En más, Niño de Rivera mencionó que se ha trabajado en la depuración y eliminación de comisiones con Banco de México, en el sentido de buscar la homologación de comisiones que redunden en simplificación y transparencia para nuestros clientes y usuarios.

Indicó que al iniciar estos trabajos, la banca en su conjunto tenía registradas 28 mil 600 comisiones; la meta actual es una reducción del 92 por ciento en el número de comisiones para llegar a dos mil 200.

“Con esto, un número no menor de bancos pasará de tener de mil 500 a mil 700 comisiones a tener únicamente entre 350 y 200 comisiones”, subrayó.

Mientras que con relación al servicio de remesas, “que es una tarea que nos encargó el señor Presidente el año pasado”, alcanzamos en 2019 un récord con 36 mil millones de dólares recibidos por más de 11 y medio millones de personas.

“Con este monto México ocupó el tercer lugar en el mundo, detrás de la India, con 82 mil millones de dólares, y de China, con 70 mil millones de dólares, manteniendo el precio más bajo en México de los países del G-20”, resaltó.