Economía

Inflación se ubica en 7.72% en la primera quincena de abril, la más alta en 21 años

Los productos que tuvieron mayor incidencia en la inflación fueron el jitomate, la gasolina de bajo octanaje y el pollo.

El Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) aceleró y registró una variación anual de 7.72 por ciento en la primera quincena de abril, la mayor desde enero de 2001 y superior a lo esperado por el consenso, a pesar de los descuentos de verano en las tarifas eléctricas.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el INPC registró su nivel más alto desde la segunda quincena de enero del 2001, cuando se ubicó en 7.86 por ciento.

Además, presentó su segunda quincena consecutiva con incrementos. La cifra se da luego de que en la segunda quincena de marzo se ubicara en 7.62 por ciento.

Así, la inflación se ha ubicado 27 quincenas consecutivas por encima del rango objetivo fijado por el Banco de México (3 por ciento, +/- un punto porcentual).

El resultado del INPC sorprendió por estar al alza de las expectativas del mercado, el cual estimaba 7.63 por ciento a tasa anual, de acuerdo con Bloomberg.

“La inflación en México vuelve a sorprender al alza, significativamente. En una primera quincena de abril normalmente se observa una deflación quincenal por aplicación de descuentos de verano en tarifas eléctricas, pero ahora no solo fue positiva, sino muy por arriba de expectativas”, aseguró Gabriel Casillas, economista en Jefe para Latinoamérica de Barclays en su cuenta de Twitter.

El índice de precios subyacente, que es aquel que excluye de su contabilidad los productos de alta volatilidad de precios, se ubicó en 7.16 por ciento a tasa anual, su nivel más alto desde enero del 2001, cuando se posicionó en 7.43 por ciento.


En su interior, los precios de los servicios se ubicaron en 4.94 por ciento, mientras que el alza en los precios de las mercancías fue de 9.13 por ciento.

En tanto, la balanza no subyacente, que contabiliza los productos que presentan una alta volatilidad en sus precios, como los productos agrícolas o los combustibles, se ubicó en 9.38 por ciento a tasa anual.

De manera desagregada, los precios de los productos agropecuarios presentaron una variación de 15.24 por ciento, mientras que la de los de los energéticos y tarifas autorizadas por el Gobierno se ubicó en 5.10 por ciento, esto respecto al mismo periodo del año pasado.

Por otra parte, el índice de precios de la canasta de consumo mínimo registró una reducción quincenal de 0.01 por ciento, pero un aumento de 8.29 por ciento anual.

En su comparación respecto a la quincena inmediata anterior, el INPC se posicionó en el 0.16 por ciento, la más baja desde la segunda quincena de diciembre del 2021.

¿Cuáles fueron los productos con mayores precios e incidencia?

Entre los productos genéricos cuyas variaciones de precios destacaron por su incidencia sobre la inflación general fueron jitomate (16.65 por ciento); gasolina de bajo octanaje (0.80 por ciento); servicios turísticos en paquete (9.36 por ciento); pollo (1.74 por ciento) y tortilla de maíz (1.14 por ciento).

Por el contrario, los productos que presentaron disminución en sus precios fueron las tarifas electricidad (12.31 por ciento); cebolla (13.50 por ciento); limón (17.28 por ciento); gas doméstico LP (1.75 por ciento) y los plátanos (7.12 por ciento).