Deportes

Djokovic adquiere el 80% de una firma danesa que desarrolla tratamiento ante el COVID

El tenista serbio sigue sin vacunarse y está en duda su participación en los siguientes campeonatos.

El tenista serbio Novak Djokovic sigue dando de que hablar afuera del terreno de juego, pues en esta ocasión se reveló que el número uno del ranking mundial del ATP adquirió una firma danesa que se dedica a desarrollar un tratamiento en contra del COVID-19.

El ahora propietario del 80% de la firma danesa QuantBioRes invirtió un poco de su dinero que guarda ‘debajo de su colchón’ para adquirir una importante institución que busca fabricar un medicamento contra el coronavirus, pero no una vacuna.

Ivan Loncarevic, director de la firma, habló para el medio BT, donde aseguró que el proyecto se realizó desde el pasado junio de 2020, donde el plan principal es que la farmacéutica produzca un medicamento que sea lo más natural posible y combata el virus.

“Estamos preparados para diseñar un tratamiento que pueda bloquear el mecanismo de infección entre el coronavirus y nuestras células”, sigue. “Cuando empecé a trabajar con esto, definí el proyecto, hice un plan de negocios, expliqué quiden iba a participar, lo que costaba e hice un documento oficial que envié a distintas personas que pensé podían estar interesadas”, fueron las expresiones de Loncarevic.

Caso Novak Djokovic

Previo al arranque del Abierto de Australia, donde el balcánico es el actual campeón, las autoridades de dicha nación le negaron la participación al tenista serbio de defender su título en Melbourne, después de existir documentos que no eran precisamente los adecuados para poder ingresar, sin la vacuna, al territorio.

Durante su llegada al Aeropuerto Internacional de Tullamarine, el número uno del ranking mundial del ATP fue detenido por las autoridades correspondientes, debido a que existía sospecha de que el profesional había adquirido una exención médica y, además, había dado positivo a COVID tiempo atrás.

Dicha situación puso en duda su documentación que fue de inmediato analizada, que tiempo después resultó no tener las referencias necesarias que en Autralia piden para todo aquel personaje que ingresa o sale del territorio.

Tras varios días de lucha entre sus equipo de trabajo legal y el Gobierno local, se determinó la expulsión del tenista y, también, la cancelación de su visa; sin dejar de lado que durante los próximo tres años está en duda su ingreso en dicho país.

Lacoste se reunirá con Djokovic tras deportación

La marca que patrocina al número uno busca una explicación después de lo sucedido en Australia, esto debido a que tienen en mente escuchar y analizar la forma de pensar del serbio, pues al final del día, ellos son parte fundamental de la carrera del profesional.

Tal parece que el tema de estar en contra de las vacunas no es mucho del agrado de los directivos de la prestigiosa marca, por lo que está en duda seguir apoyando el futuro del mejor tenista de los últimos años.