Bajío

Seguridad, el gran pendiente que deja Márquez en Guanajuato: IP

Empresarios del estado dicen que para Diego Sinhue Rodríguez no hay "plazo de gracia": debe dar resultados en el corto plazo

LEÓN, Gto.—El gobernador Miguel Márquez deja un gran pendiente en el tema de seguridad, y Diego Sinhue Rodríguez tendrá la tarea de dar resultados a corto plazo, advirtió el presidente del Consejo Coordinador Empresarial de León (CCEL), Arturo Sánchez Castellanos.

"El reto que tiene el gobernador electo a partir de este miércoles 26 de septiembre, es que mes a mes tengamos una disminución de los índices delictivos y no hay de otra. No se pueden dar plazos de gracia, establecer periodos de prueba, ni mucho menos; los guanajuatenses estamos viviendo esta zozobra y el gobernador electo Diego Sinhue sabe perfectamente que la principal preocupación de los ciudadanos es la seguridad", expresó el dirigente empresarial.

Lamentó que en este sexenio, la inseguridad es lo que va a quedar en la mente de muchos ciudadanos y será la gran deuda del gobernador Márquez Márquez.

"Dicen que lo que más se recuerda de una administración es el final y es lamentable que así sea, es una cosa que no inventamos. Aunque hubo cosas buenas en el sexenio, sobre todo en materia de desarrollo económico que ya hemos señalado, este tema es el gran pendiente para uno y para el que llega es el gran reto y la principal obligación", comentó Sánchez Castellanos.

Destacó la falta de interés por parte de los jóvenes para ser policías, al cerrar la administración con menos de dos mil elementos. "Es una triste realidad porque los jóvenes no tienen la aspiración de ser policías porque están mal conceptualizados por parte de la ciudadanía y es un oficio que no ofrece buena remuneración económica ni prestaciones de acuerdo con el riesgo que corren."

Se necesita una mejora sustancial en las prestaciones y remuneración a los elementos policiacos, añadió el líder empresarial, pues de otra forma se pone en riesgo a la ciudad y al estado debido a que existe una fuerza pública insuficiente para cubrir todas las necesidades en materia de seguridad.