Querétaro, entre los más atractivos para la inversión automotriz: AMIA
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Querétaro, entre los más atractivos para la inversión automotriz: AMIA

COMPARTIR

···

Querétaro, entre los más atractivos para la inversión automotriz: AMIA

El estado tiene talento y una ubicación geográfica envidiable, por lo que seguirá siendo polo de atracción de capitales, junto con la región Bajío en su conjunto

Lucero Almanza
28/02/2019
Empresa de autopartes en Querétaro.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El estado de Querétaro se ubica como una de las entidades del país más atractivas para la inversión en el sector automotriz y de autopartes, aseguró el Presidente Ejecutivo de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), Eduardo Solís. Esto, debido a los factores de competitividad que ofrece.

“Hablando del estado de Querétaro, todos sabemos que es uno de los estados que tiene la mayor proveeduría de autopartes en el país; el estado tiene talento, la ubicación geográfica envidiable y me parece que Querétaro no tiene sino para crecer y seguir recibiendo inversiones”, sostuvo.

En entrevista, Solís destacó, a su vez, la importancia de la región Bajío en su conjunto, como polo de atracción de capitales, debido al número de firmas armadoras que se ubican en su territorio.

“Es una de las regiones más dinámicas del país, con el mayor número de armadoras y productores de autopartes a primer nivel. Ha sido atractiva para la inversión en los últimos cinco años y lo seguirá siendo”, afirmó.

A nivel nacional, el presidente de la AMIA advirtió que la industria automotriz enfrenta “dos caras”: Una, en la que se ha logrado un buen avance en materia de producción de unidades, con un 9.9 por ciento de crecimiento, a niveles históricos; así como un nivel de exportación que sigue creciendo, y que permitirá alcanzar un superávit comercial cercano a los 80 mil millones de dólares en el sector automotriz.

“Tuvimos una producción en 2018, que si bien fue bastante plana, permitió que México alcanzara la sexta posición en la fabricación de vehículos en el mundo”, expuso.

Sin embargo, la otra cara de la moneda, advirtió Solís, se encuentra en la caída en la venta de unidades en el mercado nacional durante el año pasado.

“Unas ventas que no repuntan, que han estado ahí estancadas. Las personas han estado pospuesto la compra de bienes durables, tiene todavía incertidumbre, así que estamos tratando de fortalecer el tema de financiamiento pero vemos con preocupación que las ventas no han tomado un cauce positivo como nos gustaría”, reconoció.

En este sentido, el presidente de la AMIA indicó que trabajan en propuestas que apoyen al sector a través del tema fiscal, en aspectos como la deducibilidad, el Impuesto Sobre Automóviles Nuevos (ISAN) y la tenencia y la deducibilidad.

Otro aspecto que se tiene que atender, es continuar con la restricción a la importación de vehículos chatarra, de autos usados que tanto ha dañado al mercado nacional, dijo.