Balanza de servicios: estructura y desempeño en México
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Balanza de servicios: estructura y desempeño en México

COMPARTIR

···

Balanza de servicios: estructura y desempeño en México

Bajo la lupa, el responsable de al menos 50 por ciento del déficit en cuenta corriente del país, desde 1980

Opinión Bajío | Arturo Jesús Herbert Pesquera *
23/11/2018
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Tradicionalmente, la estimación de la balanza de servicios se hacía separando en dos los flujos comerciales de esta índole: servicios no factoriales y servicios factoriales. Categorización simple que agrupaba por un lado el comercio de servicios a los que podemos llamar convencionales, servicios no factoriales, tales como; transporte, viajeros internacionales (turismo), seguros, entre otros. Este desglose es similar tanto del lado de los egresos, lo que los mexicanos compran, como del lado de los ingresos, lo que los extranjeros adquieren de los mexicanos.

Por su parte, los servicios factoriales detallan los pagos por el uso de los factores de producción de un país, mismos que se manifiestan como: intereses por pago de deuda, utilidades remitidas, dividendos, básicamente. Al igual que en el apartado de servicios no factoriales, el desglose es similar tanto del lado de los ingresos como de los egresos.

Mención aparte merece lo que se clasifica como transferencias; envíos de divisas desde el exterior a México (básicamente y primordialmente, remesas de nuestros connacionales) que serían los ingresos y los envíos de divisas hacia el exterior que serían los egresos.

Este desglose, a todas luces limitado, particularmente en lo que se refiere a los servicios no factoriales, muestra el problema de nuestra falta de percepción y de diagnóstico de una situación problemática. A lo anterior se agrega que el detalle que se muestra en nuestras estadísticas sólo incluye unos cuantos de todos los posibles servicios que se compran y venden, a saber: transporte, seguros, fletes, viajeros internacionales, servicios financieros.

Entendemos que el Banco de México en su registro de esta actividad no incluya todos los servicios tal y como los clasifica la Organización Mundial de Comercio (11 sectores y un apartado para los servicios que no pudo clasificar dentro de los once mencionados) ya que prácticamente no hay comercio en muchos rubros.

El problema con esta omisión es que es a todas luces limitante, parecería que debería de ser dentro de los sectores que se mencionaron en donde es factible una mejora, cuando en realidad es mucho mayor el ámbito de las posibilidades de crecer: servicios educacionales, de salud, por sólo citar dos ejemplos.

Dicho lo anterior pasemos a dimensionar el problema, utilizando el formato tradicional, ya que nos permite una visión más amplia en cuanto al tiempo se refiere. El saldo de la balanza de servicios ha sido responsable de al menos el 50 por ciento del déficit en cuenta corriente para todos los años desde 1980 al 2017, excepto para el año de 1992 en el que fue responsable del 48.7 por ciento del déficit registrado. Incluso en aquellos años en los que la cuenta corriente registró un superávit, éste se obtuvo a pesar de un déficit en la balanza de servicios.

Desde 1995 a la fecha, el déficit en la balanza de servicios ha sido responsable absoluto del déficit en la cuenta corriente, exceptuando los años de 1998, 2000 y 2001, en los que representó el 88.6, 92.8 y el 98.4 por ciento, respectivamente.

Con justa razón se podría decir que el gran componente del déficit en la balanza de servicios corresponde a la balanza de servicios factoriales. En la metodología actual correspondería a los ingresos primarios y en donde revertir la tendencia sería más complicado y a más largo plazo. El hecho se mantiene simplemente en esta área, cada vez de mayor importancia. Nos hemos contentado con los ingresos provenientes del turismo y a obscurecer nuestra falta de ingresos por otras fuentes con los ingresos provenientes de las remesas.

*Catedrático de la dirección de Ventas y Mercadotecnia de los Programas de Maestrías de la Universidad Mondragón México

zorher2015@gmail.com