Viajes

Vuela a la estratosfera en un jet de guerra

Antes de la caída del muro de Berlín los jets de guerra eran un secreto militar y científico, ahora son un atractivo turístico. Los viajeros pueden volar a bordo de esas aeronaves para observar la línea que delimita el cielo y el espacio ultraterrestre.
Nallely Campos | EISA Multimedios
01 agosto 2017 20:55 Última actualización 01 agosto 2017 20:59
Jet soviético tipo MIG-31

En un viaje de 30 minutos y hasta tres horas, es posible observar la tierra a la altura máxima y ver la línea de demarcación entre el cielo y el espacio ultraterrestre. Foto: Alex Beltyukov

La manera de viajar cambia constantemente y las experiencias de viaje comienzan a tomar popularidad, muestra de ello son los programas especiales de vuelos en jets soviéticos tipo MIG-31, L29 o MIG-29, con los que se puede alcanzar una velocidad de casi cinco mil kilómetros por hora, finalizando el viaje con una estancia de tres a cinco noches en alguno de los mejores hoteles de Moscú.

Se trata de un vuelo a la estratosfera que brinda una experiencia de alto pilotaje. Esta práctica dura desde 30 minutos y hasta tres horas, donde es posible observar la tierra a la altura máxima y ver la línea de demarcación entre el cielo y el espacio ultraterrestre.

El programa incluye varias maniobras y figuras de alto pilotaje. Se efectúa en el modelo MIG-29, lo que le permite al turista ver todo el panorama. Esta experiencia dura tres horas, en las que es posible ver la Tierra a una altura considerable.

Una de las empresas encargadas de ofrecer este servicio es Country
of Tourism, misma que pone de manifiesto para los viajeros parte de los secretos de la estructura militar y científica que se creó durante la
época soviética.

Preparándose para despegar


Antes de realizar el vuelo es necesario tomar un curso de preparación que tarda media hora aproximadamente. Además, los pilotos de la base aérea brindan instrucciones específicas y explican el funcionamiento de las pantallas de la cabina del avión.

Es necesario tomar la presión arterial antes de comenzar la aventura. Al despegar, el avión toma la máxima altura y baja hasta cinco mil o seis mil metros. Es en este momento cuando el piloto empieza a efectuar maniobras y figuras de acrobacia aérea, el cual se ajusta a los gustos del cliente.

Algunas de las personas que han realizado este viaje comentan que al alcanzar la estratosfera a velocidad máxima, la adrenalina sube. Este vuelo se realiza mediante dos formas: entrada por Moscú con una estancia de 5 días y entrada por Fráncfort del Meno con una estancia de 3 días. Todos los vuelos lo realizan pilotos capacitados.

Para información más detallada 0034 639 91 68 31
E-mail: viajes@bestrussiantour.com
http://www.vueloenmig.com/contact_us
Los viajes dependen del paquete elegido, tienen un costo entre 12 mil y 16 mil dólares.