Tech

Regulador de EU culpa a Tesla de accidente fatal en Florida 

Tras el accidente de 2016, la Junta Nacional de Seguridad del Transporte recomendó que sistemas como el piloto automático de Tesla no estén disponibles cuando los vehículos viajen en un camino donde su uso no es apropiado.
Bloomberg
12 septiembre 2017 15:17 Última actualización 12 septiembre 2017 15:17
Etiquetas
Tesla (Reuters)

Tesla (Reuters)

El diseño del sistema de piloto automático de Tesla contribuyó a un accidente fatal de 2016 en Florida, concluyeron los investigadores estadounidenses del accidente y recomendaron que todas las automotrices eviten que los sistemas de conducción autónomos sean utilizados en carreteras para las cuales no se están diseñados.

La Junta Nacional de Seguridad del Transporte (NTBS, por sus siglas en inglés), en su primera investigación sobre las tecnologías de conducción autónoma, recomendó este martes que sistemas como el piloto automático de Tesla no estén disponibles cuando los vehículos viajen en un camino donde su uso no es apropiado.

El accidente ocurrió en una carretera dividida con intersecciones ocasionales y la compañía había advertido a los propietarios que no utilizaran el piloto automático en esas condiciones. A pesar de esas advertencias, el software del auto permitió a los conductores viajar hasta a 90 millas por hora bajo la dirección automática, señala la NTSB.

"En este accidente, el sistema de Tesla funcionó como se diseñó", señaló el presidente de la NTSB, Robert Sumwalt. "Pero estaba diseñado para realizar tareas limitadas en un rango limitado de entornos. El sistema daba demasiada libertad al conductor para desviar su atención hacia otras cosas aparte de conducir".

Joshua Brown, ex-SEAL de la Marina, murió el 7 de mayo de 2016 cuando su Model S golpeó un camión que cruzaba la carretera enfrente de él en una autopista de la Florida. Su coche no mostró señales de que intentó frenar o evadir un camión que había virado frente a él mientras conducía a 74 millas por hora, lo que llevó a los investigadores a concluir que el auto se estaba autoconduciendo.

La falla del conductor del camión al no ceder mientras giraba a la izquierda y la confianza excesiva de Brown en la automatización de Tesla fueron las causas primarias del accidente, señaló la NTSB. También concluyó que la automatización contribuyó porque permitió la "prolongada desconexión de la tarea de conducir" de Brown.

Las conclusiones y recomendaciones de la junta de seguridad podrían tener amplias implicaciones para la forma en que la tecnología de conducción autónoma se está introduciendo progresivamente en los vehículos y camiones, y se produce en momentos en que el Congreso está debatiendo una legislación para estimular sistemas de vehículos autónomos.

La tecnología y las automotrices están invirtiendo miles de millones de dólares en una carrera para desarrollar vehículos autodirigidos, que los fabricantes de automóviles desde Tesla a Volvo dicen podría ser desplegada en menos de 10 años.

La junta de seguridad recomendó a la industria y a los reguladores estadounidenses que restrinjan el uso de la automatización y que recopilen mejores datos de seguridad sobre esta nueva clase de vehículo.

Tesla defendió su sistema de piloto automático en un comunicado por correo electrónico, diciendo que ha ayudado a reducir los accidentes.

"Apreciamos el análisis de la NTSB sobre el trágico accidente del año pasado y evaluaremos sus recomendaciones mientras seguimos evolucionando nuestra tecnología", señaló la compañía. "También seguiremos siendo extremadamente claros con los clientes actuales y potenciales de que el piloto automático no es una tecnología totalmente autodirigida y que los conductores deben permanecer atentos en todo momento".