Tech

¿Por qué Netflix quiere entrar a Cuba si casi
no hay banda ancha?

La penetración de internet de banda ancha en la Isla es de 0.5 por cada 100 habitantes, por lo que las razones detrás de la decisión de Netflix de comenzar a ofrecer sus servicios en ese país son desconcertantes para los especialistas.
Bloomberg
09 febrero 2015 15:33 Última actualización 09 febrero 2015 16:12
Escuela en La Habana, Cuba.

Escuela en La Habana, Cuba. (Reuters)

Cuando el presidente Barack Obama anunció un acuerdo para mejorar las relaciones con Cuba a finales del año pasado, era sólo una cuestión de tiempo para que intereses corporativos estadounidenses arribaran a la Isla. Un paso extraño en esa dirección tuvo lugar este lunes, cuando Netflix anunció que comenzará a operar en el país.

“A partir de hoy”, señala la empresa en un comunicado, “la gente en Cuba con conexiones de internet y acceso a métodos internacionales de pago podrá suscribirse a Netflix”.

Y ese es justamente el problema: casi nadie en Cuba tiene acceso al tipo de conexión de banda ancha necesaria para disfrutar House Of Cards.

El número de conexiones de banda ancha por cada 100 residentes en Cuba es sólo 0.5, según la Unión Internacional de Telecomunicaciones (ITU, por sus siglas en inglés).

Casi uno de cada cuatro cubanos usa internet, pero ese número incluye muchas personas con acceso a redes locales que están aisladas de la red a la que Netflix puede conectar sus servidores. La Isla está también similarmente aislada de métodos de pago internacionales.

Si este es un intento para recordarle al mundo que los cubanos no tienen muchas de las cosas que otras personas dan por sentado, podría tener éxito. Si es un intento de expandir un negocio en un mercado rentable, la decisión de Netflix es desconcertante.

Por supuesto, la falta de una impresionante banda ancha no necesariamente descalifica a los países de atraer la atención de Silicon Valley. Las compañías tecnológicas más poderosas se han enfocado cada vez más en el mundo en desarrollo. Pero Facebook puede desarrollar una versión simplificada de su servicio que funcione en teléfonos baratos usados en lugares pobres, Netflix no puede. Así que, mientras la compañía de streaming está expandiendo sus operaciones internacionales rápidamente, está eligiendo sus objetivos basado en la infraestructura necesaria para proveer el servicio.

El año pasado, Netflix entró a Austria, Bélgica, Francia, Alemania, Luxemburgo y Suiza, cuya penetración de internet de banda ancha supera los 25 de cada 100 habitantes en Austria hasta más de 40 por cada 100 en Suiza.

Ellery Biddle, una expert en la cultura digital de Cuba y editor de Global Voices Online, no pudo hallar mucha lógica en la decisión de Netflix anunciada este lunes.

“Honestamente, estoy tratando de entender por qué están haciendo esto y que interacción pudieron haber tenido con funcionarios cubanos o al menos la agencia de telecomunicaciones local”, señala, quien destaca que el único mercado en Cuba que podría aprovechar los servicios de Netflix actualmente es la industria del turismo. “No creo que harían esto sin considerar si es posible. Pero tal vez es muy ingenuo”.

Netflix no ha respondido a peticiones de más detalles sobre sus planes para Cuba.

Biddle se comunicó con una amiga en Cuba tras el anuncio y resumió su opinión: “¿Quién tiene un internet tan rápido como para ver Netflix y, incluso si lo tuvieran, quién tiene la tarjeta de crédito para pagarlo?”.

El precio del servicio iniciará en 7.99 dólares mensuales, mientras que el salario promedio de un trabajador cubano es de 20 dólares al mes, según la Oficina Nacional de Estadísticas e Información.

American Express dijo en enero que estaba realizando preparativpos para que sus tarjetas sean aceptadas en Cuba, pero necesita la aprobación del Departamento del Tesoro.

MasterCard anunció también en enero que levantaría el bloqueo a transacciones de tarjetas de Estados Unidos en Cuba a partir del 1 de marzo.

Todas las notas TECH
¿Por qué las ballenas crecieron tanto? Esto dicen los científicos
Apple trabaja en un chip que alimente Inteligencia Artificial a dispositivos
La odisea ciclista de Branson en Italia
Él es el mexicano que Zuckerberg destacó en Harvard y ésta es la razón
Millonario quiere dar la vuelta al mundo con avión solar ¡y sin escalas!
'The next big thing' para Samsung: fármacos hechos con células
Slim quiere reemplazar los taxis de la CDMX por coches eléctricos
Ciclones se agitan en los polos de Júpiter
Google, el nuevo desafío para los reclutadores de Europa
Amazon abre su primera librería en Nueva York
Crece el miedo a otro WannaCry
Autoridades piden acceso a mensajes cifrados de redes sociales por terrorismo
Waze quiere que compartas tu auto
Microsoft asegura que esta es la pluma digital más precisa del mercado
Este robot mexicano busca hacer las tareas del campo más sencillas
Xbox tendrá su 'Netflix' de videojuegos
Google quiere ayudar a crear estrategias de marketing inteligentes
Microsoft desarrolló edición más segura de Windows 10 pero... es para China
Axtel impulsará a estos seis emprendedores (y dos son mexicanos)
Jeff Bezos dona un millón de dólares a ONG de defensa de la prensa
4 apps para viajar por el mundo... sin temor
¿Por qué las empresas de servicio al cliente no sobrevivirán sin IA?
Google quiere alcanzar a Amazon para ‘platicar’ contigo
Uber admite que pagó menos a conductores en NY; los compensará con 900 dls
Requisitos para prestar servicio de Uber son constitucionales: SCJN