Microsoft compra GitHub por 7,500 mdd y regresa a sus orígenes
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Microsoft compra GitHub por 7,500 mdd y regresa a sus orígenes

COMPARTIR

···

Microsoft compra GitHub por 7,500 mdd y regresa a sus orígenes

Con la adquisición de la plataforma, la compañía retomará uno de sus principales propósitos: la creación de herramientas para el desarrollo de software.

04/06/2018
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Microsoft comprará GitHub, una plataforma donde los desarrolladores de software pueden alojar sus códigos y revisar los de otros programadores, por 7 mil 500 millones de dólares, informó el gigante informático este lunes.

La adquisición, que es la más grande de Microsoft desde que en 2016 se quedó con LinkedIn por 26 mil millones de dólares, es una gran apuesta en su floreciente negocio de computación en nube, que compite con el líder de mercado Amazon.

La startup de San Francisco fue fundada en 2008 y ha crecido mucho desde que anunció su primera inversión externa en 2012. Ahora cuenta con alrededor de 27 millones de desarrolladores de software en todo el mundo que usan su plataforma para compartir códigos y crear negocios.

Es gratis usar GitHub para proyectos de código abierto, pero algunos desarrolladores y empresas pagan una tarifa mensual para acceder a repositorios de código privado y otros servicios. Microsoft espera que el acuerdo quede cerrado a fin de año.

La historia de los orígenes de Microsoft se centra en el mercado para herramientas de desarrollo de software.

Décadas antes de que el expresidente ejecutivo, Steve Ballmer, ocupara y desocupara un escenario al grito de “desarrolladores, desarrolladores, desarrolladores”, Bill Gates y Paul Allen fundaron la compañía para brindar a los amantes de los hobbies una manera de programar un nuevo kit para microordenadores, el MITS Altair.

Pero mientras Ballmer celebraba que los desarrolladores crearan software patentado para Microsoft a comienzos del 2000, tanto él como su equipo de ejecutivos criticaban con vehemencia el tipo de programa de código abierto que se desarrolla actualmente en GitHub.

El software de fuente abierta permite a los desarrolladores manipular, mejorar y compartir código, enfoque que amenazaba el modelo de negocio de Microsoft.

Las cosas han cambiado mucho desde entonces, y con el máximo responsable, Satya Nadella, Microsoft apoya muchos condimentos de Linux y ha empleado modelos de código abierto en importantes productos de desarrolladores y de la nube.

Microsoft, con sede en Redmond, Washington, es en este momento una de las empresas que más aporta a GitHub, y ahora que Nadella lleva la compañía de la dependencia completa del sistema operativo Windows hacia un mayor desarrollo en Linux a nivel interno, la compañía necesita nuevas maneras de conectarse con la comunidad de desarrolladores más amplia.

GitHub prefirió vender la empresa antes que salir a Bolsa y eligió a Microsoft en parte debido a que estaba impresionada con Nadella, mencionó previamente una fuente consultada por Bloomberg, que pidió mantener su nombre en reserva al referirse a información privada. La última valuación de GitHub fue de 2 mil millones de dólares en 2015.

GitHub, con sede en San Francisco, constituye una herramienta esencial para los programadores. Muchas corporaciones, entre otras Microsoft y Google, la utilizan para almacenar su código corporativo y para colaborar. También es una especie de red social para los desarrolladores.

Pero las pérdidas de la empresa han sido significativas, perdió 66 millones de dólares a lo largo de tres trimestres en 2016, y lleva nueve meses buscando nuevo CEO. La compañía tuvo ingresos de 98 millones de dólares en nueve meses de 2016.

En agosto, GitHub anunció que buscaba un máximo responsable para reemplazar a Chris Wanstrath, uno de los fundadores de la compañía. En ese periodo, el director de negocios, Julio Ávalos, se incorporó a la junta directiva de la empresa y asumió buena parte de la gestión cotidiana.

Con información de Reuters y Bloomberg.